Pepe Chuletón, el “carnicero de Internet” designado Autónomo del Año por CEPYME, advierte un aumento en las ventas de sus carnes desde regiones andaluzas

10-09-2018    |    Por Redacción Afuegolento.com

Aumenta la demanda de carne de buey certificada en Andalucía


La empresa riojana Pepe Chuletón es la única en Europa que cuenta con siete tipos de buey certificados y 15 tipos de vaca seleccionada


La carne de buey es un producto cada vez más valorado por su delicado sabor, su escasez y su aporte nutricional


En España comemos de media per cápita 5,19 carne fresca de vacuno al año, aunque solo un 5,8% de la misma pertenece a la categoría “mayor”


En Andalucía se consume mucha menos carne de vacuno que en otras regiones, como Castilla y León, que lidera el ranking nacional, pero ya se empieza a apreciar este sabor tan peculiar



La Rioja, 10 de septiembre de 2018.– José Luis Sáenz Villar (más conocido como Pepe Chuletón) ha percibido un notable aumento desde Andalucía en las ventas de su carne de buey certificada. “Es una de las regiones donde más ha crecido la demanda de este tipo de carne bovina durante el último año”, explica el empresario designado Autónomo del Año por CEPYME, considerado por muchos el mejor carnicero español. Su empresa -de carácter familiar- es la única en España que cuenta con siete carnes de buey certificadas: Wagyú o Kobe Nacional, Valles del Esla, buey de trabajo gallego, auténtico buey de arrastre de Tolosa, buey de Monte con maduración extrema y varios tipos más. 


Según estos datos de venta, esta carne con certificado de calidad cada vez atrae más al consumidor andaluz, pese a que se trata de una región de España con menos tradición de consumo de carne vacuna que muchas otras. Es más, Andalucía está por debajo de la media nacional y su consumo es notablemente menor que en la comunidad española que lidera esta clasificación, Castilla y León. La carne de buey está empezando a ser muy apreciada en España y a nivel mundial, por su sabor particular, su aporte nutricional y sus beneficios para la salud, al contener proteínas, hierro y ser además rica en yodo, manganeso, zinc y selenio


La carne de vacuno con el sello de calidad, como la que comercia Pepe Chuletón, se basa en un producto con diversidad de orígenes que cumple con las condiciones del Protocolo de calidad y se distingue por el empleo de métodos tradicionales de explotación ganadera para un desarrollo más favorable de los animales y por una alimentación natural.   


A nivel nacional, España sigue produciendo y consumiendo carne de vacuno a buen ritmo. En los hogares españoles se consume de media per cápita al año 5,19 kilogramos de este tipo de carne, según el último informe INE, aunque solo el 5,8% de esta carne pertenece a la categoría “mayor”, en cuyo grupo se engloba a la carne de buey. Respecto a la producción, España representa el 8,2% de la producción europea de carne de vacuno. 


Hace unos años, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) lanzó la campaña “que no te den vaca por buey” para denunciar que solo tres de cada diez restaurantes en España sirven carne de buey auténtica. Para Pepechuletón es muy importante que el consumidor exija calidad en sus carnes. “La clave para saber que estamos comiendo buey es estar en un sitio de confianza y que el carnicero o restaurante, nos enseñe el certificado y la trazabilidad del animal. Se parece tanto la vista de la chuleta de una vaca grande y vieja a la de un buey, que hay muy poca gente que lo diferencia. Es la única manera de estar seguros de lo que comemos”, explica el experto carnicero. El precio de la carne de buey suele ser más elevado por la menor disponibilidad del animal, con un ratio de 1 buey por cada 10.000 vacas, y por las condiciones de cuidado y maduración que exige este producto cárnico. “Mientras a la carne de vaca le damos una maduración de entre 60 y 90 días, la de buey oscila entre los 120 y 200 días”, añade.


Pepe Chuletón, carnicero de cuarta generación (desde 1.880) lleva 26 años al mando de su carnicería ubicada en el municipio riojano de Calahorra, desde donde continúa un legado familiar de tres siglos. La fama de sus productos de alta gama se ha extendido por todo el territorio nacional, aunque también se reclama desde otros países. Uno de sus grandes aciertos fue saber sacar partido a las nuevas tecnologías para el desarrollo de su negocio, lo que le ha valido diversos reconocimientos, como el Premio al Empresario del Año por CEPYME y la Medalla de Oro al Mérito del Trabajo por la Asociación Europea de Economía y Competitividad. El deseo de José Luis Sáenz Villar es que sus productos estén cada vez más presentes en el mercado nacional, especialmente en regiones como Andalucía. Además de los siete tipos de buey certificados mencionados, entre sus productos se encuentran un variado surtido de más de 15 tipos de chuleton seleccionados: como la Chuleta de Sidrería, vaca Rubia Gallega, los de Tolosa o los de Black Angus



Sobre Pepe Chuletón, comprar y cocinar en casa


La esencia de esta cuarta generación es la vuelta a las raíces y reivindicar el chuletón de auténtico buey, asado en una buena parrilla de brasas, como una de las maravillas gastronómicas del país.


La brasa –con leña fuerte o carbón, según la recomendación de José Luis Sáenz Villar –, así como el control de la temperatura y altura de las parrillas hacen que cocinar un auténtico chuletón de buey, se convierta una de las mejores delicias que se puede realizar en familia y con los amigos. Su sistema de venta online y envío en 24 horas a toda España y Europa, que ya funciona desde hace años, vende cada día chuletones vaca y de buey en los cinco continentes. 


TAGS    Andalucía Andalucia en Madrid carne buey Andalucía mataderos pepe chuleton


COMPARTE   


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)



Redacción Afuegolento.com

Equipo de redacción de Afuegolento.com



www.afuegolento.com ©1996-2016. Todos los derechos reservados. Textos legales
Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services