El mango


23-02-2010    |   


ARTÍCULOS



Mangos. Foto cedida por Miguel J. Jordá

Latín: Mangifera indica,? y muchísimos más.

Fruta tropical, de origen incierto, pero que abarca una amplia zona comprendida entre las laderas del Himalaya, Ceilán, Malasia, o del mismo Golfo de Bengala, especialmente de las riberas del Ganges, ya que en sus antiguos templos hindúes se conservan dibujos y pinturas con más de 5.000 años de antigüedad. Actualmente se considera la fruta nacional de La India, alusiva al majestuoso árbol del mango, de hasta 40 m. de altura, buscando la luz entre los árboles y palmeras más altas de su entorno.

Su cultivo se viene realizando desde tiempos prehistóricos. Se cree que es originario del noroeste de la India y el norte de Burma, en las laderas del Himalaya, y posiblemente también de Sri Lanka. Hoy día se cultiva sobre todo en la India, Indonesia, Florida, Hawai, México (el principal país exportador del mundo), Sudáfrica, Egipto, Israel, Brasil, Cuba, Filipinas y otros numerosos países. También hay producciones cada vez más importantes en España, sobre todo en Málaga, Almería y Granada, donde se da en algunas zonas un microclima tropical apropiado para su cultivo, y también en las Islas Canarias.

El mango crece espontáneamente en la zona intertropical. También el sabor es muy diferente entre una variedad y otra. Por ejemplo, una variedad de mango de gran tamaño tiene un sabor y olor similares al del melocotón en almíbar, aunque con una textura menos hidratada (mango melocotón). Casi todas estas variedades de mango injerto se derivan de una variedad obtenida por evolución natural que muchas personas denominan mangas (muy dulces y con muy poca fibra) en Venezuela, Canarias y en la costa atlántica de Colombia,



y que no es sino la adaptación de la planta durante varios siglos a un clima mucho más favorable que el que tenían en la zona de procedencia de esta planta y sus sucesivos injertos de adaptación.

Sus inflorescencias con más de 5.000 flores, aunque sólo una pequeña parte logra fructificar, son frutos que aún en la actualidad sigue siendo la fruta nacional de la India, ya que cuenta una leyenda que el mismísimo Buda solía sentarse a su sombra para descansar.

Los portugueses en el siglo XVI lo llevaron desde la India a sus colonias en África, y desde ahí al Brasil, que pronto se expandió por toda la América tropical.

Es la fruta tropical más cultivada, después del plátano, y hoy día se cultiva en prácticamente todos los países cálidos. También es conocida como: "mangotina", "mangua", "ambó", o "manglar".

El mango es como una verdadera obra maestra de la naturaleza, no en vano los nativos de los trópicos donde se produce, lo consideran su auténtica despensa natural. Está reconocido en la actualidad como uno de los tres o cuatro frutos tropicales más finos.

Su tamaño es muy variable, desde el de una ciruela más o menos grande, pasando por una naranja mediana, hasta alcanzar la de un melón pequeño, ya que existen unas 2.500 variedades de mango, pues sólo en La India se contabilizan más de 1.000 variedades, aunque sólo se comercializan unas veinte. Fue introducido en Occidente por mercaderes del siglo XIX, donde arraigó de forma excelente en climas semi-tropicales.

Este fruto carnoso, sabroso y refrescante es también conocido como "melocotón de los trópicos". Es el miembro más importante de la familia de las Anacardiáceas o familia del marañón, género Mangifera, el cual comprende unas 50 especies, nativas del sureste de Asia e islas circundantes.

Suelen ser ovoides y arriñonados, de hasta 2?5 Kg., también su color es muy variado, yendo desde el verde oscuro, hasta el rojo intenso, pasando por todas las tonalidades de verde-amarillo y rojo-naranja.

Para saber su grado de madurez, se debe palpar la parte rojiza de la fruta, si cede a una ligera presión del dedo, es que está en sazón, después de eso, se pasan y agusanan con facilidad.

Tiene una gran pepita ovoide aplanada, su piel es tersa y delgada, debe pelarse antes de comer, pues su piel no es comestible, su pulpa es una maravilla, tanto en sabor, como en aroma, y textura, podría decirse que recuerda a la vez, el sabor del melocotón, la manzana, el albaricoque, y el plátano un ligero toque de vainilla.

"Si del mar el mero, y de la tierra el cordero,? de los árboles frutales el mango", que en su justo punto, y de la mejor variedad, o sea la grande, el de piel brillante, de color rojo naranja, y pequeñas áreas amarillentas, entre las muchas existentes, aunque una de las mejores variedades es la "manila" de piel totalmente amarilla, descendiente del hindú que había sido trasladado por misioneros islámicos, y piratas que lo introdujeron en las Filipinas, antes de seguir conquistando el planeta intertropical.

Deben pelarse sin desperdiciar nada de su pulpa, esta está muy pegada a la pepita, por lo que es muy importante saber cortarlo a lo largo de ella, paralelo a la parte más delgada, sacando dos hermosas mitades sin hueso y sin piel. Se puede acelerar su maduración, bien envolviéndolos en papel de periódico, o metidos con unas manzanas dentro de una bolsa de plástico cerrado, pero nunca en el frigorífico.

Hoy día con las facilidades de transporte, es incomprensible que, aunque evidentemente se recojan algo "verdes", no podemos aceptar que tal hecho les impida madurar, y sólo se mustien, pues no suelen ser baratos.
No toleran los golpes, ni el frío de la nevera, por lo que debes vigilar lo que compras (y como lo maneja el vendedor o vendedora, si te da mala espina en su manejo no lo compres,... dejándole que se lo coma el/ella mismo/a).

Como mejor están los mangos es frescos, en su punto, pero también son muy usados en compotas, mermeladas, zumos, helados, sorbetes, mouses, ensaladas de frutas tropicales, y postres varios, como pudiera ser flambeado y caramelizado, como los plátanos, e incluso se le encuentra en polvo, que se usa como aromatizante o especie.

Es la base del famoso, y excelente, "chutney de mango". La salsa hindú Mango-Pickle, también conocida como Mango Chutney, se elabora con mango algo verde, semillas de hinojo, chile, cúrcuma, mostaza, asafétida, vinagre, aceite y sal, reduciendo esa mezcla a fuego lento y sin dejar de remover, se consigue una salsa espesa de sabor picante agridulce, ideal para acompañar platos de curry, o de origen exótico como el criollo.

Las variedades menos dulces y algo verdosas pueden entrar a formar parte de ensaladas, o sustituir el melón combinándolo con el jamón serrano. También se pueden asar sus dos mitades con la piel, usándolo como acompañante o guarnición de platos exóticos o grasientos, como el asado de cerdo, o de pato.

El mango es bajo en calorías, sólo unas 60 de cada 100 gramos de pulpa, evidentemente esto depende del grado de dulzura; aporta al organismo antioxidantes, vitamina C, ácido fólico y provitamina A, potasio y vitamina B5.

La vitamina C interviene en la formación de colágeno, huesos y dientes, glóbulos rojos y favorece la absorción del hierro de los alimentos y la resistencia a las infecciones. El beta-caroteno se transforma en vitamina A en nuestro organismo conforme éste lo necesita. La vitamina A es esencial para la visión, el buen estado de la piel, el cabello, las mucosas, los huesos y para el buen funcionamiento del sistema inmunológico. Ambas vitaminas cumplen además una función antioxidante. El potasio es un mineral necesario para la transmisión y generación del impulso nervioso y para la actividad muscular normal, interviene en el equilibrio de agua dentro y fuera de la célula. El magnesio se relaciona con el funcionamiento de intestino, nervios y músculos, forma parte de huesos y dientes, mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante. Asimismo aporta fibra que mejora el tránsito intestinal.

El mango es ideal para mantener tonificado el corazón, combatir la anemia, frenar las menstruaciones abundantes, mantener los riñones sanos, en especial después de una juerga con exceso de alcohol. Es muy digestivo, favorece la el sistema hormonal y la euforia, y ligeramente laxante, por su alto contenido en fibra "escoba".

Es muy rico en vitamina A si está en sazón, E, y de C cuando está algo verde, unas 20 veces más que las propias naranjas, así como en B1, B2, B3, B5, B6 y B9. Muy rico en hierro, calcio, potasio, fósforo, cobre, y magnesio, por su relativo bajo contenido de sodio, es rico en pectina y tanino, lo que lo hace una excelente fruta, para los hipertensos, bien tolerado por los diabéticos. Se le atribuyen virtudes afrodisíacas, tanto que se le suponen poderes para prolongar el orgasmo.

Entre las variedades más aceptadas, por su dulzura, aroma, o pobreza en fibra, están:

Indios o hindúes: Su sabor a trementina es muy marcado y dulce. La longitud de las fibras y el color de la piel son muy variables, de roja a muy roja.

Indochinos y Filipinos: Son muy dulces, sin fibra ni sabor a trementina. La piel es verde amarillenta. El Carabao es el más importante en Filipinas y, bajo el sinónimo de Manila, es uno de los más destacables de México.

Florida: La variedad Haden es de piel color rojo y alta resistencia, muy importante para su transporte y con un contenido de ácidos orgánicos alto.

De similares características al Haden son también las variedades: Tommy Atkins, Zill, Torbet, Kensington, Irwi, Haden Glenn, Lippens, Van Dyke, Sensation y Osteen, Keitt. Y actualmente se investiga el desarrollo de nuevos tipos de mango como: Nomi, Tango, Shelly, etc.

Otras variedades desarrolladas a partir de las más importantes son:

Mulgoba: Fruto de tamaño mediano, de forma ovalo - globosa, de 9-12 centímetros de longitud y 7-9 centímetros de anchura; color amarillo fuerte, a veces rojo en el ápice y junto al pedúnculo, con lunares superficiales de pequeño tamaño y color amarillo pálido. La cáscara es gruesa, fuerte y tenaz. La carne, de color amarillo naranja, es suave, sin fibras, de aroma y sabor agradables, pero un poco picante. Semillas largas. Se cultiva en Florida, y también en Israel e Islas Canarias.

Amini: De pequeño tamaño y forma arriñonada; su peso está comprendido entre 170-200 gramos y sus dimensiones oscilan entre 7-9 centímetros de largo y 7-8 de ancho. De color verde amarillento, escarlata en la base y con lunares de color amarillo pálido; la cáscara es gruesa y de superficie lisa. La pulpa es de excelente calidad, sin fibras, color rojizo pálido y muy jugosa. Semilla delgada u oval. También se cultiva en las Islas Canarias.

Pairi: De tamaño regular, forma ovalada, de 200-300 gramos de peso; 7-9 centímetros de largo y 7-8 de ancho. Color verde amarillento, escarlata en la base y lunares pequeños de color amarillo blancuzco. Cáscara de grosor medio. Pulpa amarillo naranja, compacta, jugosa, sin fibras, dulce y de perfume pronunciado. Semilla gruesa. Originario de Florida, se cultiva en Canarias, Israel y Hawai.

Camboyana: De tamaño regular, forma alargada, de 10-12 centímetros de largo y 6-7 de ancho. Color verde amarillo con muy pocos lunares; cáscara blanda y delgada. Pulpa de buena calidad, sin fibras, de color amarillo intenso, muy jugosa; sabor aromático, ligeramente ácido. Se cultiva y procede de Camboya.

Sansersha: De gran tamaño, entre 500-1.000 gramos y con forma de pera. Tiene 17-22 centímetros de longitud y 9-11 de anchura. Color amarillo fuerte, algo rojizo, con numerosos lunares pequeños de color amarillo grisáceo. Se consiguen resultados excelentes en la elaboración de conservas y no tanto para su consumo como fruta fresca; su pulpa es carnosa, jugosa, sin fibras y algo ácida. La semilla es algo curva y delgada.

Una decocción de la semilla del mango, es usada en ayunas, para combatir los prolíficos parásitos tropicales.

El mango también permite la desecación para convertirlo en polvo, como si de coco se tratara, y usarse como aromatizante o especie. Sin embargo, ni su piel, ni su pepita son comestibles.

Intenta probar en casa, un cóctel de gambas con trocitos de mango ligeramente verde, pistachos picados, y salsa rosa de siempre, o Rhode Island o ?mil islas?,... es la misma. Es importante saber que casan mal, con la leche, el café, y el alcohol, pudiendo ocasionar digestiones difíciles, sí se toman juntos.

Los mangos son muy nutritivos, digestivos, y aportan una buena cantidad de antioxidantes naturales, mejorando el mantenimiento de la piel, la buena vista, el funcionamiento intestinal, y algunos tipos de cánceres, por ejemplo, el de colon.

Se puede encontrar en el mercado durante todo el año, ya que los diferentes países productores producen cosechas en épocas distintas. Sin embargo, su exportación no se lleva a cabo a gran escala, ya que se trata de una fruta muy delicada que no soporta bien las condiciones de transporte. Por tanto, la mejor época para disfrutarlos España e Italia es en invierno. ¡¡Ahora!!


Otras entradas relacionadas con este tema:

Fibra, Asado, Resaca, Chutney, Parásitos Intestinales, Hipertensión, Manga, Compota, Sorbete, Mouse, o las Sales Minerales, y Vitaminas citadas.

--
(Información extraída del Diccionario práctico de gastronomía y salud, Editorial Díaz de Santos ? Madrid, de Miguel Juan Jordá, donde puedes encontrar amplia bibliografía y otras fuentes de información.
Este Diccionario se puede encontrar o encargar en las mejores librerías de España y Latinoamérica)

Para contactar con el autor: emejota13@gmail.com



¿Cuál es tu mejor receta con apio? ¿Te gusta este artículo? Comenta en el foro

TAGS    CAFÉ




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services