Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí (enlace a página de cookies).

Aceptar Cookies
6008 recetas de cocina   |   15792 noticias de gastronomia   |   432 autores   |   19 empresas



Tradición Y Modernidad Se Unen en las Pastelerías Harina



share by WhatsApp

Natalia Llopis Benito

Cuando pensamos en quedar con un amigo a tomar algo la pregunta suele ser siempre la misma: “¿Tomamos una caña?”. El sitio suele ser el bar de turno, ese que os queda a mitad de camino a los dos y donde siempre ponen una pequeña tapa con la cerveza. Pero el concepto puede cambiar; ¿por qué no ir a tomar un buen café casero acompañado de un croissant casero o una buena tarta de arándanos recién hecha? El caso es que cuando lo oyes así, la cosa es más sugerente. 
 
Pues esto es sólo un ejemplo de la fantástica oferta que ofrecen las pastelerías Harina.
Sus blancos locales de corte minimalista ya te adentran en un estado de paz y relajación, donde parece que el tiempo corre más despacio, y esto sin hablar de su oferta culinaria.
Desde zumos de frutas tropicales hasta un estupendo capuchino caliente sus bebidas están buenísimas, y lo mismo ocurre con sus productos salados. Tienen en saladas frescas de productos de la huerta y sándwiches que elaboran diariamente con los mejores ingredientes. Los bocadillos están hechos con pan casero recién sacado del horno, y los tienen tanto de carne, como de pescado, fríos o calientes. Además, su carta se adapta a cada temporada, ofreciendo productos que van cambiando según la época del año; hay gazpacho y un estupendo salmorejo en verano y unas estupendas lentejas en invierno. También tienen productos preparados, como albóndigas caseras, pimientos rellenos o su estrella, el pollo asado.
 
Pero por supuesto, con ese nombre, también hacen dulces; elaborados con las mejores harinas (haciendo honor a su nombre), los productos de este establecimiento son de los mejores de la capital. Elaborados de manera artesanal y con productos 100% naturales, puedes llevarte a casa un paquetito de galletas de chocolate, unas tortas de aceite de toda la vida, o unos bizcochos de limón, y para quien prefiera mantener un poco la línea también tienen bizcochos sin azúcar y galletas de avena, muy buenas y con un alto contenido en fibra.
 
Es maravilloso entrar y deleitarte con su escaparate, jugando a elegir cualquier tarta sólo guiándote por el aspecto que tienen, y es que sin duda son éstas su punto fuerte. Basadas en la filosofía de la sencillez y recordando a las tartas de las abuelas, los maravillosos pasteles de Harina no pasan desapercibidos ante el ojo de cualquier goloso (y quien no lo sea tanto). De nata con merengue, de nueces, de foundant de chocolate, de frambuesas, de fresa y nata, pero sobretodo la de zanahoria; con un esponjoso y denso bizcocho hecho a base de nueces picadas y azúcar moreno, esta tarta es de las más famosas, y es que su misteriosa crema blanca que hace de cobertura es todo un misterio difícil de resolver incluso para los paladares más experimentados.
 
Como buena pastelería, por supuesto que también tienen exquisitas variedades de pan, como el pan de aceite o el de harina de castaña.
Harina es otro claro ejemplo más de que los locales elegantes, de aire francés y con unos precios al alcance de todos, son siempre un éxito.
 
 


  0 COMENTARIOS







AFUEGOLENTO EMPLEO


AUTOR DESTACADO

   

Koldo Royo Coloma

LA COCINA ES AMOR

369 artículos publicados

246 recetas publicadas

Ver blog del autor









SÍGUENOS
          
SUBSCRÍBETE






Desde 1996, el magazine gastronómico en internet.


© 1996 - 2020. 24 años. Todos los derechos reservados.
SUBSCRÍBETE

Recibe las novedades de A Fuego Lento


SÍGUENOS