Las recetas de la navidad noruega


08-12-2002    |   


ARTÍCULOS




Comida navideña y tradiciones de Noruega
Antaño se creía en Noruega que se debían comer alimentos "blancos" antes de los festivales religiosos navideños. El resultado de estas tradiciones son el bacalao seco salado y las gachas de Navidad. La tradición de comer pescado en Navidad varía un poco dependiendo de la región noruega de la que se proceda. El bacalao y el arenque especialmente cuentan con muchos métodos tradicionales de conserva de los que mostraremos algunos aquí. Tras semanas y meses, los alimentos conservados todavía mantienen un intenso sabor y todos los nutrientes permanecen intactos. Esto, por supuesto, era especialmente importante para nuestros antepasados en cuyos tiempos era difícil conseguir productos frescos en medio del crudo invierno.



Mantecados
250 g de mantequilla
200 g de azúcar
1 huevo
100 g de almendras
300 g de harina
1/4 cucharadita de levadura

Se lavan las almendras (se les quita la piel) y se muelen cuando estén secas. Se baten la mantequilla y el azúcar hasta que adquieran una consistencia espumosa. Se bate bien un huevo y se le añade a la mezcla. Se agregan entonces la harina y la levadura. Se deja reposar la mezcla en un lugar fresco hasta el día siguiente. Se hacen unas bolitas con la masa. Se sacan los moldes, se untan con mantequilla y se espolvorean con un poco de harina antes de poner la masa. Se hornean hasta que adquieran un color dorado. Se dejan reposar un rato antes de desmoldarlos. Esta operación puede ser difícil, así que necesitará paciencia. Cuando utilice los moldes otra vez, recuerde engrasarlos una vez más con mantequilla.

Pastelillos judíos
250 g de harina
185 g de mantequilla
100 g de azúcar
1 yema de huevo
1 cucharadita de agua

Azúcar, canela y almendras muy picadas para espolvorear por encima.

Se restriega la mantequilla en la harina y se añade el azúcar. Se mezcla la yema de huevo con el agua y se agrega a la mezcla. Se deja reposar hasta el día siguiente en un lugar fresco. Se extiende la masa con un rodillo hasta que quede fina y se recortan círculos con un vaso de agua. Se colocan los pastelillos sobre papel sulfurizado en una bandeja de horno y se pintan con clara de huevo. Se espolvorean de azúcar antes de ponerlos sobre un papel.

Todos los pastelillos se deben hornear a aproximadamente 170-180º durante 10 minutos. Sin embargo, depende del horno y, por supuesto, del grosor de los pastelillos. No pierda de vista los pastelillos mientras se hacen. Si no se hornean lo suficiente, no estarán crujientes.


¡Importante con los pastelillos!
No agregue nunca toda la harina de una sola vez. Compruebe primero si tendrá que usarla toda. Siempre se puede añadir más harina cuando esté extendida la masa. Haga siempre algunos pastelillos de prueba antes de preparar el resto de la masa.

¡BUENA SUERTE, Y BUEN PROVECHO!


ARTÍCULOS RELACIONADOS:
¿Cómo se celebra la Navidad en Noruega?



LOS CUATRO PLATOS DE ARENQUE NORUEGO
Arenque noruego ?Glaciar?
8 filetes de arenque noruego (arenque especiado lavado ? puesto en leche o agua durante 24 horas)
30 g de zanahorias
30 g de chalotes
30 g de puerro
50 g de cebolla roja
2 hojas de laurel
Pimienta negra en grano
Clavos

Escabeche:
1,5 dl de agua
1 dl de azúcar
0,5 dl de vinagre al 7%


Preparación:
Se comienza lavando y pelando bien las verduras. Se cortan el puerro y la zanahoria en rodajas y la cebolla en aros. Se cortan los filetes de arenque noruego en piezas atractivas y se colocan una capa sobre otra en un tarro de vidrio junto con las verduras y las especias. Se pone a hervir el escabeche, se deja enfriar y se vierte en el tarro de vidrio. Se deja reposar durante 24 horas antes de su uso.

Arenque noruego con tomate
8 filetes de arenque noruego (arenque especiado lavado ? puesto en leche o agua durante 24 horas)

Salsa:
70 g de puré de tomate
0,5 dl de aceite de oliva suave
50 g de azúcar
30 tomates desecados ablandados
30 g de alcaparras españolas grandes
3 cs de vinagre/caldo de alcaparras
1 cebolla roja
El zumo de medio limón
1 dl de vinagre al 7%
1 dl de agua
Eneldo
Albahaca
Pimienta negra en grano
2 hojas de laurel

Preparación:
Se fríe el puré de tomate en aceite para quitarle el sabor a crudo y se remueve con azúcar. Se deja enfriar y se agregan el tomate desecado, el limón, el azúcar y el vinagre. Se corta la cebolla en aros y se coloca capa tras capa con el arenque, las hierbas, las especias y la salsa en un tarro de vidrio. Se deja reposar 24 horas antes de servirse.

Salmón noruego con curry
8 filetes de salmón salado (ya lavado con agua)

Salsa:
2 dl de nata líquida
2 dl de mayonesa casera (ver más abajo)
2 cucharadita de azúcar moreno
2 cucharadita de vinagre al 7%
0,5 dl de aceite de oliva suave
1 cucharadita de curry en polvo
30 g de aros de cebolla medios
50 g de manzana (Granny Smith)
30 g de apio
Eneldo
Pimienta blanca molida

Preparación:
Se mezclan la nata líquida y la mayonesa, se calienta el aceite cuidadosamente y se fríe el curry en polvo en el aceite para que se impregne de todo el sabor que sea posible. Se agregan el azúcar y el vinagre, se cortan la manzana, la cebolla y el apio en dados y se añaden a la mezcla. Se agrega pimienta blanca molida al gusto. Se cortan los filetes de arenque con una forma atractiva y se sumergen en la salsa. Se dejan reposar 24 horas antes de servir.

Mayonesa:
3 yemas de huevo
5 g de sal
1 cucharadita de vinagre
4 dl de aceite
1/2 cucharadita de mostaza
pimienta blanca

Preparación:
Se baten las yemas de huevo con un poco de agua hasta que hagan espuma. Se añade el aceite lentamente. Se agrega un poco de vinagre o limón cuando se empiece a espesar la mayonesa. Se añaden las especias y los condimentos. Se puede servir de inmediato o guardarla en un lugar fresco.

Arenque noruego con rábano y especias de Navidad
8 filetes de arenque noruego salado (ya lavado en agua)

Salsa:
3 dl de nata líquida
Rábano picante rallado al gusto
El zumo de medio limón
1 cucharadita de mostaza de Dijon
1 cucharadita de azúcar moreno
1 cs de especias mezcladas de Navidad*
2 huevos duros
5 cornichons (pepinillos en vinagre pequeños que se pueden sustituir por pepinillos en vinagre corrientes)
Cebollino
Eneldo

Preparación:
Se bate la nata a mano o con la batidora hasta que se monte. Se ralla el rábano picante y se deja marinar en el zumo de limón durante unos minutos antes de mezclarlo con la nata. Se mezclan las especias de Navidad con el azúcar y la mostaza y se añaden a la salsa. Se cortan los huevos duros y los cornichons en daditos y se mezclan con los cebollinos y el eneldo picados. Se quitan las espinas de los filetes de arenque y se cortan en lonchas finas. Se sumergen los filetes en la salsa y se conservan en frío antes de servir. Se presentan con pan "pumpernikkel", pan integral o "lefse" (tortilla de patata blanda) junto con un poco de lechuga en tiras finas.

*Mezcla de especias de Navidad:
1 cucharadita de pimienta de Jamaica en grano
1 cucharadita de clavo entero
1 cucharadita de anís estrellado
1 cucharadita de pimienta negra en grano

Se doran ligeramente las especias en una sartén y se majan en un mortero o se muelen con un molinillo hasta que queden en polvo.


PESCADOS DE NAVIDAD
Halibut al horno con mantequilla de huevo, zanahorias en crema y patatas con perejil
Halibut
1.200 g (4x300g) de filetes de Halibut
2 litros de salmuera consistente en 2l. de agua y 200 g de sal
100 g de mantequilla

Los filetes de Halibut deben tener 2-3 cm de espesor para que conserven la humedad. Se ponen los filetes en la salmuera durante 20 minutos y se secan con papel de cocina. Se unta una cacerola con mantequilla, se echa el pescado y se espolvorea con pimienta negra recién molida. Se cubre la fuente con papel de aluminio y se hornea a 180º durante 15 minutos.

Huevo troceado con mantequilla
150 g de mantequilla
4 huevos duros

Se funde la mantequilla y se mezcla con los huevos duros.
Zanahorias en crema
400 g de zanahorias
3 dl de agua
3 dl de leche
2 chalotes
15 g de mantequilla
2 cucharaditas de harina

Se lavan y se pelan las zanahorias y se cortan en láminas. Se cuecen en leche y agua con un poco de sal hasta que se ablanden. Se elimina la espuma mientras estén cociéndose. Se lavan los chalotes y se cortan en aros finos. Se fríen los chalotes en mantequilla sin dejar que cambien de color y se añade la harina. Se diluyen con el caldo de las zanahorias. El chalote está muy bueno si se añade a la mezcla, pero se puede eliminar con un colador. Se lleva la salsa a ebullición y se añaden las zanahorias. Por favor, no dude en agregar un poco de nata. Se sazona con sal y pimienta blanca recién molida.

Medallón de salmón escalfado con crema de rábano picante y ensalada de pepino

Salmón escalfado
400 g de filetes de salmón (sin piel ni espinas)
2 hojas de laurel
10 granos de pimienta blanca
2 l de agua
90 g de sal
20 g de mantequilla

Preparación:
Se cortan 4 medallones de salmón de 100 g cada uno. Se lleva el agua a ebullición con sal y especias, se deja hervir un rato para que se impregne de los sabores de las especias. Se retira de la cocina y se escalfa el pescado durante unos 10?12 minutos.
Se saca el salmón del agua y se deja escurrir bien sobre un trapo.
Se coloca una nuez de mantequilla encima cuando se vaya a servir.
Crema de rábano picante
2 dl de nata
0,5 dl de nata líquida
1/2 cucharadita de mostaza de Dijon
1 cucharadita de rábano picante rallado
3 cucharaditas de zumo de limón (recién exprimido)
Sal y pimienta blanca

Preparación:
Se mezclan el zumo de limón y el rábano picante. Se dejan reposar 15 minutos. Se baten la nata, la nata líquida y la mostaza con un batidor hasta que se monten. Se agrega la mezcla de limón/rábano picante. Se sazona con sal y pimienta blanca. Esta crema se puede preparar un par de horas antes para extraer todo el sabor posible del rábano picante.

Ensalada de pepino
500 g de pepino
3 g de sal
20 g de azúcar
4 cucharaditas de vinagre al 7%
2 cucharaditas de aceite de oliva suave
Un poco de pimienta negra

Preparación:
Se pelan los pepinos y se cortan longitudinalmente o en rodajas. Se mezclan el vinagre, la sal y el azúcar. Se baten con el aceite y se rocían los pepinos con esta mezcla. Se deja marinar la mezcla durante una hora; se sazona con sal y pimienta al final.

Este plato es un entrante, de ahí el tamaño de los filetes; sin embargo, también se puede utilizar como plato principal servido con patatas cocidas.


Gravlax: salmón ahumado y escabechado con condimentos

Gravlax con patatas en crema con eneldo
200 g de gravlax de buena calidad cortado en lonchas finas, 2 por persona
Patatas en crema con eneldo
400 g de patatas ?Beate?
3 dl de nata
2-3 cucharaditas de eneldo finamente picado
Sal y pimienta blanca molida

Preparación:
Se pelan las patatas y se cortan en daditos de 2 × 2 cm. Se cuecen en agua con sal hasta que estén tiernas. Se reduce la nata hasta 1/3 y se mezcla suavemente con las patatas cortadas en dados. Se añade el eneldo picado y se sazona con sal y pimienta.

Salmón ahumado en ?lefse? (tortilla de patata blanda) con ?Snøfrisk? (queso de cabra en crema), hierbas y lechuga

8 lonchas de salmón ahumado de buena calidad
3 cucharaditas de ?Snøfrisk? (u otro queso de cabra)
1 cucharadita de nata líquido
Albahaca
Un manojito de lechuga roja
Un manojito de lechuga rizada
1/2 paquete de cebollinos
Aceite de oliva de buena calidad
Sal y pimienta

Preparación:
Se mezclan el ?Snøfrisk? y la nata líquida con un batidor, se sazonan con la albahaca picada, un poco de sal y de pimienta. Se lava bien la lechuga con agua fría y se deja secar en un cestillo para lechuga o sobre un trapo. Se extiende el queso de cabra en crema sobre el "lefse" (tortilla de patata blanda) y se cubre con el salmón noruego ahumado en lonchas (aproximadamente 4-5). Se coloca un poco de lechuga en el centro con un chorrito de aceite de oliva. Se hace un rollo (como si fuera sushi) y se guarda en el frigorífico una hora o hasta que se vaya a servir. Se cortan piezas y se disponen de forma atractiva sobre una bandeja a temperatura ambiente.


Salmón escabechado sazonado a la oriental con "torta de pan" y crema agria
400 g de filetes de salmón (sin piel ni espinas)
1,5 dl de agua
1 dl de vinagre al 7%
150 g de azúcar
3 chalotes
3 estrellas de anís
10 g de jengibre fresco
6 clavos
6 granos de pimienta de Jamaica
10 granos de pimienta negra
1 cucharita de sal

Preparación:
Se llevan los ingredientes del escabeche a ebullición junto con las hierbas; se dejan enfriar. Se corta el salmón en lonchas de 30 g y se rocían con el escabeche, el jengibre y la cebolla. Se deja reposar 24 horas y se sirve con la "torta de pan" y crema agria.

Salmón curado (Gravet Lax)

Esta cantidad basta para 1,5 kg de filetes de salmón

2 dl de azúcar
1,5 dl de sal
4 cl de vino de Madeira
3 manojos de eneldo picados
4 cc de pimienta blanca machacada

Se cubren los filetes de salmón con la mezcla y se dejan a temperatura ambiente durante aproximadamente 1 hora.
Se guardan en el frigorífico durante 3 días. Para obtener mejores resultados, dé la vuelta a los filetes todos los días.

Transcurridos 3 días, estarán listos para servir.


LA COMBINACIÓN DE PESCADO Y CERDO
El cerdo también se asocia con las tradiciones navideñas y se emplea en combinación con otros platos como el pescado para añadirle buen sabor. La historia del "cerdo" noruego cuenta que el Dios septentrional de la Naturaleza, llamado Frøy, era el símbolo de la felicidad y el crecimiento. Su cerdo, llamado Gullinbursti, viajaba por tierra y mar y sus cerdas iluminaban la oscuridad invernal.


Medallón de ?lutefisk? noruego (bacalao con un tratamiento especial), envuelto en beicon y horneado con guarnición tradicional

Preparación de Lutefisk Tradicional
Difícil no es, pero lleva su tiempo. Como siempre cuando se prepara una buena comida, se necesita amor y consideración. Hay que mantener el bacalao en un lugar frío durante todo el proceso. El uso de hielo puede ser conveniente para que la temperatura sea suficientemente baja.

El primer paso es el remojo:

Remojo
Dejar el bacalao (Gadus Morhua) seco en agua fría durante 5?6 días. Un bacalao muy seco puede precisar de más tiempo, hasta 14 días. Es recomendable cambiar el agua diariamente. El agua siempre debe estar fría.

Blanqueo
Después del remojo, el bacalao seco está pronto para la lejiación. Se puede usar una solución de agua y cenizas de abedul o sino sosa cáustica. El mejor resultado se obtiene utilizando la solución de agua y cenizas, pero el uso de soda cáustica es más sencillo.

No se deben usar recipientes ni de aluminio ni de zinc para este procesamiento. Dado que se hincha mucho, el bacalao debe estar bien cubierto por la solución.

Elija una de las soluciones abajo. Deje el bacalao en la solución 48 horas. Recuerde que el agua debe mantenerse fría.

Solución de cenizas
4 litros de ceniza, preferiblemente ceniza pura de leña de árbol frondoso, en lo posible abedul
10 l de agua hirviendo

Usar un recipiente alto y echar el agua hirviendo sobre la ceniza.
Revolver bien y sacar pedazos de carbón etc.
Dejar la solución hasta que se enfríe.
Sacar la solución transparente.
Mezclar con agua hasta que la solución sea suficientemente fuerte.
La solución debe ser lo suficientemente fuerte como para sentirse deslizante y resbaladiza entre los dedos.

Preparación del Lutefisk, plato navideño tradicional, como se hace en Noruega:
Cortar el bacalao en trozos (5-8 centímetros de ancho, según el grosor del pescado). Colocar los mejores lomos en una cazuela de horno con un poco de mantequilla, sal y pimienta blanca. Es conveniente agregar bastante sal, por ejemplo sal de Maldon, para evitar que el bacalao quede demasiado gelatinoso. Hornear a 180°C durante unos 20 minutos.

Servir el bacalao en un plato con puré de guisantes amarillos, patatas almendradas, grasa de bacon con trocitos de bacon crujiente y una mostaza buena y fuerte. Así lo comen los puristas.

El bacalao a la lejía es un plato típico que se come en navidad desde hace siglos. Noruega es un país largo con muchos pueblos y pequeñas ciudades donde la comunicación interna tradicionalmente no ha sido demasiado buena. Por este motivo hay varias maneras distintas de servir el bacalao dentro del país. Hay los que prefieren comerlo con una Salsa Bechamel, eventualmente una Salsa Bechamel con mostaza. A otros les gusta echarle un poco del típico Queso de Cabra noruego rallado, etc.

En Noruega como en otros sitios hay muchas emociones relacionadas a la preparación perfecta del plato típico. Es difícil llegar a un acuerdo a cómo éste debe ser, y se han escrito muchas maneras diferentes sobre este plato.

Lo mejor es probar las diferentes alternativas para que uno pueda sacar sus propias conclusiones.



?Lutefisk?
2,5 kg de ?Lutefisk?
150 g de sal
8 lonchas de beicon ahumado salado y seco
Palillos (sin sabor)
Pimienta negra

Preparación:
Se quitan la piel y las espinas al "Lutefisk". Se corta en piezas de 5 cm de altura y se hacen rollitos envolviéndolo con el beicon. Deben pesar aproximadamente 220 g. Se hornea el pescado a 250º durante unos 25-30 minutos. Se sazona con pimienta negra antes de servir.

Puré de guisantes
400 g de guisantes verdes secos
2 cucharaditas de sal
1 cucharadita de azúcar
Mantequilla
Carne/piel de beicon
Agua
Pimienta negra

Preparación:
Se dejan en agua los guisantes toda la noche y después se lavan bien. Se colocan en una cacerola y se cubren con agua. Se llevan a ebullición los guisantes y se le agrega un trozo de beicon o de la piel al agua para darle buen sabor. Se añade más agua y se deja hervir hasta que los guisantes estén casi deshechos (unos 50 min.). Se utiliza un tamiz para eliminar el agua y la piel de los guisantes. Se mezclan con mantequilla y se sazonan con al, azúcar y pimienta blanca. Se remueven con cuidado para que no se espachurren y entre demasiado aire.
Beicon
250 g de beicon salado seco
400 g de mantequilla (media sal)

Se corta el beicon en daditos y se fríe hasta que esté dorado. Se añade la mantequilla y se deja cocer hasta que todo adquiera un color dorado.
Patatas Almond cocidas
1 kg de patatas Almond
Agua
Sal
50 g de mantequilla (media sal)
Perejil normal picado

Preparación:
Se cuecen las patatas con la piel hasta que estén tiernas. Se pelan y se dejan secar un poco sobre un trapo de cocina. Se derrite la mantequilla en una cacerola, se añaden las patatas y se espolvorea el perejil picado. Se mezcla todo cuidadosamente y se dispone para servirse.

Se puede utilizar una selección de condimentos; por ejemplo, distintos tipos de mostaza, queso noruego marrón de cabra, miel o salsa de nata con una pizca de mostaza.


Bacalao ligeramente salado con codillo de cerdo, verduras frescas glaseadas y salsa de mostaza

Bacalao ligeramente salado
1 kg de filetes de bacalao ligeramente salado
30 g de mantequilla (sin sal)
Pimienta negra

Preparación:
Se quitan la piel y las espinas de los filetes de bacalao. Se cortan en piezas de 180-200 g. Antes de servirlo, se fríe el pescado en una sartén durante 1 minuto como mucho por cada lado a temperatura media. Se echa un poco de mantequilla sobre el pescado mientras se esté friendo.

Codillo de cerdo salado cocido
1 codillo de cerdo salado
Agua
10 granos de pimienta negra
2 hojas de laurel
3 granos de pimienta de Jamaica

Preparación:
Se coloca el codillo en una cazuela con agua. Se añaden las especias y se lleva a ebullición. Se deja cocer el codillo hasta que la carne se desprenda del hueso. Se divide la carne en trozos para servir y se mantiene caliente hasta que se sirva.


Salsa de mostaza
3 chalotes
5 dl de vino blanco
4 dl de nata
200 g de mantequilla salada
2 cucharaditas de mostaza de Dijon en grano
3 dl de salsa verde
1 cucharadita de mostaza Colmans en polvo
1 cucharitas de mostaza de Dijon
Sal y pimienta negra recién molida

Preparación:

Se pelan los chalotes y se cortan en daditos. Se cuecen el vino y la cebolla hasta que adquieran la consistencia de una mermelada. Se añade la nata y se lleva a ebullición, se agregan los trozos de mantequilla gradualmente. Se añaden todos los ingredientes de la mostaza y se sazona con sal y pimienta.

Verduras frescas glaseadas
150 g de zanahoria
150 g de repollo
150 g de apio
150 g de puerro
Agua
Sal
30 g de mantequilla salada
1 cucharaditas de azúcar
Un manojito de perejil
Pimienta negra recién molida

Preparación:
Se lavan y se aclaran bien las verduras en agua fría. Se pelan la zanahoria, el repollo y el apio. Se cortan las verduras en dados de 1,5 × 1,5 cm. Se pone a hervir agua con sal, se echan las verduras y se dejan hervir/blanquearse hasta que estén casi tiernas. Se enfrían con agua y se dejan escurrir en un colador. Se corta el puerro en aros. Se derrite la mantequilla en una cacerola y se agregan las verduras blanqueadas, se cubren bien con mantequilla y se agrega el puerro por último. Se añade azúcar y se mezcla bien hasta que se haya disuelto y las verduras hayan adquirido un tono dorado. Se pica finamente el perejil y se añade al final. Se sazona todo con sal y pimienta.



Bacalao seco cocido en escabeche de tomates verdes, puré de patatas y mantequilla de alcaparras

Bacalao seco cocido
1 kg de bacalao seco, sumergido en agua 2-3 días, dependiendo de lo salado que esté.
Agua
Pimienta negra

Preparación:
Se quitan la piel y las espinas del pescado y se corta en piezas de 200 g. Se lleva el agua a ebullición y se escalfa cuidadosamente el pescado hasta que quede hecho. Se agrega un poco de pimienta recién molida al final.

Escabeche de tomates verdes
8 tomates verdes cortados en lonchas medias
3 dl de agua
3 dl de vinagre al 7%
200 g de azúcar
Sal
10 granos de pimienta negra
2 hojas de laurel
Eneldo
1 tarro de vidrio (para conservarlo)

Se lavan bien los tomates y se les quita el rabo y la punta. Se hace una incisión en cruz sobre la piel de cada tomate para que no revienten mientras estén en conserva. Se llevan a ebullición el agua, el vinagre, la sal y el azúcar. Se agregan las especias y se cubren los tomates con el escabeche en el tarro de vidrio.
Se pueden comer pasada una semana; sin embargo, lo mejor es que se dejen más tiempo. Cuando se vayan a servir, se calientan en el propio escabeche.

Puré de patata
1 kg de patatas Almond
5 dl de leche entera
120 g de mantequilla sin sal
Sal y pimienta blanca

Preparación:
Se pelan y se cuecen las patatas hasta que estén hechas. Se pasan por un pasapurés, se pone a hervir la leche y se mezcla con las patatas. Se añade la mantequilla al final y se sazona con sal y pimienta.

Mantequilla de alcaparras y zanahoria
200 g de mantequilla salada normal
3 chalotes
40 g de zanahoria en dados
0,5 dl de zumo de zanahoria
3 cucharaditas de alcaparras
2 cucharaditas de caldo de alcaparras
1 cucharadita de zumo de limón
Sal y pimienta negra

Preparación:
Se pela el chalote y se corta en daditos. Se fríe hasta que esté tierno con un poco de mantequilla y los dados de zanahoria, se añaden entonces el zumo de zanahoria y el caldo de las alcaparras. Se agregan el resto de la mantequilla y las alcaparras al final. Se sazona con zumo de limón, sal y pimienta.

También se puede colocar en la fuente con unas sardinas.


NAVIDAD Y CERVEZA
La cerveza a raudales pertenece a nuestras tradiciones navideñas, incluso en la cocina. De hecho, una antigua sentencia dictaminó que se podía multar a quien no elaborase cerveza para Navidad! El momento más festivo era cuando el cabeza de familia hacía un brindis por el año que acababa de terminar. Conforme a la sentencia, bendecían la Nochebuena dando gracias a Cristo y a Santa María por el buen año y expresaban sus deseos de paz.

Gambas noruegas en gelatina de cerveza con ?løyrom? (caviar) y nata

Gambas/langostinos en gelatina de cerveza
150 g de gambas/langostinos lavados
3 cucharaditas de manzana en dados (Granny Smith)
1 cucharadita de cebollino finamente picado
2 dl de caldo de pescado
0,5 dl de cerveza (no tostada)
2,5 láminas de gelatina
Zumo de limón
Sal y pimienta blanca

Preparación:
Se trocean las gambas y se mezclan con la manzana y el cebollino. Se reservan algunas gambas para decorar la fuente. Se lleva a ebullición el caldo de pescado y se sazona con la cerveza, el zumo del limón, la sal y la pimienta. Se pone la mezcla de gamba en moldes adecuados y se cubre con la gelatina líquida. Se deja enfriar y se cubre con película plástica. Se sumergen los moldes en agua caliente antes de servir para que se desprenda la gelatina.

Este plato se sirve con una cucharada colmada de caviar (løyrom), una tostada y un poco de nata.


GACHAS DE NAVIDAD Y ARROZ
El pueblo comía gachas casi todo el año; sin embargo, siempre se reservaron las gachas de arroz y sólo se servían durante las fiestas. Incluso en Nochebuena el arroz en crema y las gachas eran todo un acontecimiento.

Arroz con leche tradicional noruego
8 dl de agua
3,5 dl de arroz para gachas (grano largo)
2 l de leche entera
1 cucharadita de sal
Mantequilla
Azúcar
Canela


Preparación:
Se lleva el agua a ebullición y se agrega el arroz. Se deja hervir a fuego lento durante aproximadamente 20 minutos, entonces se agrega lentamente la leche. Se remueve mientras se vuelve a llevar a ebullición y se deja hervir a fuego lento durante 50 minutos. No se olvide de remover constantemente la mezcla. Se sazona con sal al final.

Se sirve en cuencos separados y se colocan en el centro una nuez de mantequilla, azúcar y canela molida.

Historia de la presentación:
Se hacía una cruz en el centro de las gachas, cuando la mantequilla se derretía en esta figura, se podía ver la antigua cruz pagana del sol que se tornaba de color amarillo con la mantequilla. Tradicionalmente se pone una almendra pelada en las gachas antes de servirlas. Se tiene constancia de esto desde el año 1500. La persona que encuentre la almendra recibe un regalo. Normalmente es un cerdito de mazapán.


Crema de arroz con salsa de frambuesa
4 dl de gachas de arroz ya listas
3 dl de nata
5 cucharaditas de azúcar
1 vainilla fresca (ramita)

Preparación:
Se mezclan el azúcar y la vainilla en un robot de cocina. Se añade la mitad del azúcar a la crema y se bate hasta que adquiera una consistencia sólida. Se mezcla la crema con las gachas de arroz y se agrega el resto del azúcar hasta que adquiera un agradable sabor.
Salsa de Frambuesa
2 dl de jugo rojo (normalmente de frambuesa)
100 g de cerezas sin hueso
60 g de azúcar
3 dl de agua
1 ramita de vainilla
2 clavos
2 granos de pimienta de Jamaica
2 cucharadita de maicena

Preparación:
Se lleva el jugo a ebullición con las especias (se parte la ramita de vainilla longitudinalmente), el agua y el azúcar. Se deslíe la maicena en un poco de agua y se añade al jugo hasta que se espese. Se pasa la salsa por un tamiz y se agregan las cerezas. Se añade más azúcar si es necesario. Hay que dejar que se enfríe antes de servir.


PASTELES NORUEGOS DE NAVIDAD
Por lo menos 6 semanas antes de Navidad empieza el horneo. Se espera que haya 7 clases distintas de pasteles y aún hoy esto sigue siendo una tradición. Esta es también una buena forma de reunir a los amigos o incluso a la familia antes de Navidad para hacer juntos algunos de los preparativos. En los países nórdicos, los pasteles secos son muy especiales en esta festividad. He aquí algunos de los más corrientes:

Corona de Berlín (Berlinerkrans)

2 huevos
50 g de azúcar
200 g de harina
125 g de mantequilla

Se cuece un huevo hasta que esté duro y cuando se haya enfriado se espachurra. Se mezcla con la yema de huevo cruda y el azúcar. Se bate todo hasta que adquiera un color blanco y una consistencia esponjosa. Se añaden la harina y la mantequilla alternativamente. Se deja que la masa repose en un lugar fresco hasta el día siguiente (la temperatura del sótano es adecuada). Se hacen palitos del grosor de un lápiz de unos 12 cm de largo y se colocan cruzados unos sobre otros. Es aconsejable colocar la corona en el congelador durante 10 minutos antes de pintarla con clara de huevo. Se embadurna el lado humedecido de la corona en azúcar glass. Se coloca en una bandeja de horno y se cuece hasta que adquiera un tono dorado. Se quita la bandeja cuando se haya enfriado un poco y se deja enfriar sobre un papel de cocina hasta que alcance la temperatura ambiente.

?Krumkaker? (Pastelillos cónicos)
2 huevos
125 g de azúcar
0,25 l de nata agria
75 g de mantequilla
125 g de harina de patata
60 g de harina
1 cucharadita de cardamomo
2 cucharaditas de azúcar vainillado

Se baten el azúcar y el huevo hasta que adquieran un color blanco y una consistencia esponjosa. Se remueven y se añade la mantequilla derretida. Se agrega el cardamomo. Se pasan la harina, la harina de patata y el azúcar vainillado por un tamiz y se agregan a la mezcla. Se deja reposar la mezcla antes de freírla en una plancha especial para los "krumkake". Se fríen hasta que estén dorados y cuando aún estén calientes se les da forma cilíndrica o cónica. Se dejan sobre un papel hasta que se enfríen. Tenga cuidado de que no se arrebaten.

TAGS    QUESO HUEVO ARROZ PATATA SALMÓN GAMBA SARDINAS CAVIAR PESCADO MERMELADA VINO CERVEZA LANGOSTINOS Sushi MENU NAVIDAD




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services