Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí (enlace a página de cookies).

Aceptar Cookies
5745 recetas de cocina   |   15735 noticias de gastronomia   |   377 autores   |   13 empresas



Verduras , frutas y carnes son estas las

Tentaciones de Primavera



share by WhatsApp

Redacción Afuegolento.com

 


Hay pequeñas cosas que a uno le cautivan sin comprender muy bien el porqué. Una tentación para mí es la de las cerezas, que aunque ya las hemos visto las semanas pasadas por el mercado es ahora cuando toca consumir las nuestras, las autóctonas. Para mí son como las aceitunas, que cojo una y ya no puedo parar de comerlas. ¿Os pasa lo mismo?



En el panorama culinario es un momento clave para calabacines, pepinos y pimientos verdes. Desaparecen los espárragos blancos franceses, pero todavía perduran los navarros y están en plenitud los de Suramérica. También hay otros productos muy buenos como las habas, las berenjenas o las cebollas, y no nos olvidemos de uno, por favor: la zanahoria, pulmón de tantas salsas y guarniciones tradicionales de la gastronomía española que, sin embargo, muchas veces queda en segundo plano.

Aparte de cumplir su función en guisos y ensaladas, puede formar parte del repertorio de postres. Eso sí, para lograr un buen bizcocho, deberéis exigir que las zanahorias sean de primera calidad, muy frescas, ya que si su sabor fuera demasiado fuerte estropearía el plato. Al comprarlas os tenéis que fijar en las que tengan piel suave, que sean además de un tamaño medio y de color naranja intenso. Mejor aún, si las hojas son frescas y de un verde muy vivo. Por último, atención a su corazón, lo ideal es que sea pequeño, sin manchas, y del mismo color que la corteza.

En cuanto a carnes todavía podemos disfrutar del cordero y, de la pescadería, aprovechad las merluzas cuyo precio suele bajar por estas fechas. Y estad atentos al río porque? empiezan los cangrejos... ¡Qué buenos en tomate! Mirad, en Tudela los hacen muy sencillos pero ¡de chuparse los dedos! Primero les quitan la tripa. Se prepara una cebolla en juliana, se rehoga con un poco de aceite, se le añade un poco de guindilla y una hoja de laurel. Cuando todo está sudadito, se le añade una salsa de tomate y se deja ?chu-cu-chu?, y a continuación se añade la sal y los cangrejos. Se dejan 15 minutos a fuego lento y están listos para comer con buen pan y un vinito tinto navarro. Yo sugeriría un buen rosado fresco, por ejemplo, un clásico como Castillo de Javier 2005 de la Vinícola de Navarra. En boca es muy frutal, estalla al primer sorbo: te recuerda a frutas rojas.

En nariz es muy perfumado y resulta fácil de beber, además de presentar un color muy intenso. Como os decía, es un ejemplo, hay tantos buenos caldos por esa tierra?!! Pero este es otro tema, si os parece dejamos para otro día el tema vinícola... ¡Ahora toca cocinar!
 

 



  0 COMENTARIOS





AUTOR DESTACADO

   

Mercedes

13 artículos publicados

5 recetas publicadas

Ver blog del autor




SÍGUENOS
          
SUBSCRÍBETE








Desde 1996, el magazine gastronómico en internet.


© 1996 - 2020. 24 años. Todos los derechos reservados.
SUBSCRÍBETE

Recibe las novedades de A Fuego Lento


SÍGUENOS