Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí (enlace a página de cookies).

Aceptar Cookies
6640 recetas de cocina   |   16165 noticias de gastronomia   |   560 autores   |   21 empresas



Razones para Incluir la Carne en tu Dieta



share by WhatsApp

Redacción Afuegolento.com

¿Sabes cuál es el secreto de una alimentación saludable? El equilibrio. No abusar de algunos alimentos y saberlos combinar en su justa medida es una fórmula que no falla. Por eso, al pensar en deliciosas recetas de carne ten en cuenta que es una proteína que el cuerpo aprovecha muy bien y de la cual no debes abusar.

La Fundación Española de Nutrición recomienda comer carne al menos dos o tres veces por semana, sin abusar de esa proporción. Porque como bien dijimos antes, el exceso es el que ocasiona inconvenientes, como los trastornos digestivos o que algunos valores se alteren. Con moderación, nada hace daño, por eso aquí encontrarás algunas buenas razones para incluir esta proteína en tu dieta.

¿Sabías que después del huevo, la carne es el alimento que posee la más alta cantidad de proteínas de elevado valor biológico? Es precisamente por esto que es ampliamente recomendada en la dieta de niños, personas adultas y ancianos.

Es un alimento que aporta mucho valor a una nutrición balanceada y escogiendo muy bien el corte, así como su cocción, puede aportar grasas saludables, mucho sabor a tus comidas y transformarse en una buena fuente de energía.

¿A qué nos referimos cuando decimos que la carne tiene un alto valor biológico, así como el huevo? A que es una proteína altamente aprovechable por el cuerpo humano. En comparación con otras proteínas animales o de origen vegetal, las carnes rojas son una rica fuente de aminoácidos y cuenta con una buena digestibilidad, por la que podrás aprovechar al menos el 85% de sus beneficios nutricionales.

Otra buena razón para sumar la carne a tu dieta, es la forma en la que este alimento aporta generosas cantidades de hierro, mineral que además se absorbe bastante bien cuando proviene de esta vía, pues hay una gran compatibilidad entre el hierro que se encuentra en el cuerpo humano y el que procede de esta proteína.

Esta coincidencia hace que nuestro cuerpo se encuentre en la capacidad de asimilar hasta el 50% del aporte de hierro que hace este alimento, sin mencionar todas las vitaminas y minerales que podemos encontrar en él y sumar a nuestra alimentación.

Además, está comprobado que la carne es una de las principales fuentes de vitaminas del grupo B, especialmente la B1, mejor conocida como la tiamina, que además juega un papel fundamental en nuestro bienestar. Esto es porque es la encargada de transformar los carbohidratos en energía para el correcto funcionamiento de nuestro cerebro.

Gracias a la tiamina podemos evitar las deficiencias neurológicas, así como la debilidad muscular, la pérdida de masa muscular o los problemas en las articulaciones.

Además del hierro y la tiamina, las carnes aportan cantidades importantes de selenio y vitamina E. Específicamente en el caso del selenio, es de suma importancia para mantener un sistema inmunológico verdaderamente saludable, capaz de prevenir la aparición de ciertas enfermedades, por lo que se recomienda el consumo de esta proteína, especialmente la derivada del cerdo, en personas de la tercera edad.

Acompaña las carnes con otros alimentos de diversos grupos, como los cereales, las legumbres, los carbohidratos y los vegetales, para disfrutar de una alimentación realmente balanceada.


  0 COMENTARIOS




SÍGUENOS
          
SUBSCRÍBETE





AFUEGOLENTO EMPLEO

AUTOR DESTACADO

   

Martín Lippo

“La cocina es vida, es movimiento, es aprendizaje, es creación, por eso tengo un taller y no un restaurante”

3 recetas publicadas

Ver blog del autor
















Desde 1996, el magazine gastronómico en internet.


© 1996 - 2021. 26 años. Todos los derechos reservados.
SUBSCRÍBETE

Recibe las novedades de A Fuego Lento


SÍGUENOS