6691 recetas de cocina   |   16190 noticias de gastronomia   |   563 autores   |   21 empresas



PARECE FACIL Y LO ES

El Orden de los Factores Sí Altera el Producto



share by WhatsApp

El vino, como los alimentos tiene un orden de servicio. Muchas veces empezamos por las comidas más claras (por ejemplo los esnaks, las ensalada o la pasta) y acabamos con colores oscuros (como la carne, el chocolate). En el vino también hay una cierta escala cromática.

Para el aperitivo los espumosos o vinos blancos son ideales para abrir el apetito. Los rosados para los entremeses y los tintos para el segundo plato. Después para postres vinos más densos como los licorosos (oportos o pedro ximénez).

También se tiende a beber de menos a más complejidad. Primero el más joven, de añada más reciente y después de menos a más crianza (es decir tiempo de envejecimiento en barrica).

Empezamos por los más secos y dejamos el dulce para el final.

PRÁCTICA: Siempre es mejor de menos intensidad en boca a más, porque si servimos primero un vino potente el que viene después parecerá más suave. A veces los vinos más envejecidos son más delicados que los jóvenes, así que en cuanto haya una lucha de intereses en la mesa, vuestras papilas gustativas os darán la mejor solución. En el vino siempre mejor la intuición que las reglas.

 



  0 COMENTARIOS




SÍGUENOS
          
SUBSCRÍBETE





AFUEGOLENTO EMPLEO

AUTOR DESTACADO

   

Bernd Horst Knöller

él personalmente todos los días a hacer la compra para el restaurante y a la subasta de la Lonja de pescadores para encontrar los mejores ejemplares.

3 recetas publicadas

Ver blog del autor














Desde 1996, el magazine gastronómico en internet.


© 1996 - 2021. 26 años. Todos los derechos reservados.
SUBSCRÍBETE

Recibe las novedades de A Fuego Lento


SÍGUENOS