Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí (enlace a página de cookies).

Aceptar Cookies
6332 recetas de cocina   |   16018 noticias de gastronomia   |   493 autores   |   21 empresas



Vino tinto de Pago de Calzadilla, Huete (Cuenca) de la variedades Tempranillo, Cabernet sauvignon, Syrah y Garnacha. Se trata de

Calzadilla Classic 2011.



share by WhatsApp

Os presento ahora un vino tinto de Castilla La Mancha, es un vino de Pago (denominación de origen propia debido a sus condiciones de clima y suelo tan singulares que hacen que su vino y viñedos tengan unas características únicas) de los muchos y buenos que tenemos aquí. Este verano volví a visitar la bodega, a deleitarme con sus vinos, y con esa maravillosa armonía que existe entre Celia Madero (propietaria) y Paula Uribe (gerente y enóloga), la finca, el clima, la comida y sus trabajadores. Fue un día para recordar siempre. Muchas gracias por el trato recibido.

  • Se trata de Calzadilla Classic 2011, vino procedente de la Bodega y Viñedos Pago Calzadilla o Bodega Uribes Madero S.L, afincada en Huete (Cuenca). Elabora Calzadilla Classic 2011, un tinto constituido por las variedades de uva Tempranillo (60%), Cabernet sauvignon (20%), Syrah (10%) y Garnacha (10%).

    Las 20 ha de viñedos de la bodega se extienden por las laderas del Cerro La Pájara, entre los 900 y los 1.000 de altitud sobre el valle del rio Mayor. Los suelos son franco arenosos y calcáreos con rendimientos de 5.000 kilogramos por hectárea.

    El vino se encuba en depósitos de 5.000 litros de acero inoxidable y después se realiza la fermentación maloláctica en barricas de roble francés y americano de 300 y 500 litros, durante 12 meses.

    Esta sería mi cata
  • En apariencia:

- Al mirar a través del cristal de la copa, observamos que es un vino que está claro y sin posos. Es brillante y sin anhídrido carbónico.

- Tiene una intensidad de capa, muy alta. (La capa es la medida de la intensidad del color; si pusiéramos algún escrito o nuestros dedos debajo, e intentáramos leerlo o mirarlos a través del vino, tendríamos dificultades para poderlo hacer).

- Su color sería rojo teja.

- Su lágrima cae lentamente, tiene 14,5 % de grado alcohólico, lo que nos indica que el vino es denso y alcohólico. (La lágrima o fluidez del vino se produce al agitarlo en la copa, el líquido baja por sus paredes en forma de gotas, decimos que el vino llora. Cuanto mayor es el grado alcohólico, más abundantes son las gotas o las lágrimas que caen. Se forma por la condensación de la evaporación del alcohol, por su composición en glicerol y alcohol y porque sus componentes tienen diferentes tensiones superficiales).

 

  • En nariz:

- Condición: limpio.

- Intensidad: media. {Hay distintas maneras de clasificar su intensidad, como la de poner la copa a la altura del inicio del esternón (alta), a la altura de la barbilla (media) y debajo de la nariz (baja)}.

- Aroma: afrutado (recuerda a fruta negra y roja madura), especiado, tiene notas balsámicas, toques a vainilla, a tostados, a tabaco, a ahumados, a cuero, a cacao y a regaliz por su paso por la barrica (12 meses) y mineralidad.

  • En boca:

+ Su ataque o principio en boca:

 - Dulzor: seco. Debido a la acidez (si ponemos la punta de la lengua en el cielo de la boca, estará áspero).

+ Su paso en boca:

- Acidez: media. (Es ideal para que el vino tenga equilibrio y envejezca bien).

- Tanino: medio y maduro (Es una sustancia astringente que se encuentra en la uva y en el raspón. Produce por lo tanto aspereza y sequedad en la boca).

- Cuerpo: alto. Por la presencia de alcoholes, glicerina y otras sustancias. (Es la “consistencia” del vino, su "densidad". Si es voluminoso como el nuestro, nos da la sensación de que se llena la boca y hasta que puedes intuir la sensación de poder masticarlo. Y por su paso por barrica su cuerpo siempre será mayor que aquel que no lo ha tenido).

- Aroma: afrutado (fresas dulces, grosellas, moras, ciruelas negras maduras), especias (pimienta), vainilla, regaliz, tostados, chocolate y cuero (todos ellos de una forma muy sutil, a pesar de sus 12 meses en barrica).

+ Final en boca: - Duración: muy larga. (Es la persistencia en boca una vez que lo hemos ingerido).

CONCLUSIÓN: Calidad extraordinaria. Está equilibrado (todos sus componentes están en total armonía sin que haya aristas: ningún elemento sobresale por encima de los demás). Su acidez media se contrarresta muy bien con esos taninos dulces, y a pesar de su tiempo en madera, se nota de una manera muy elegante). Es untuoso (el vino que catamos nos resulta suave en boca, viscoso, oleoso, es capaz de llenarnos la boca y recorrerla sin resultar pesado, nos transmite sensaciones de sedosidad, de suavidad muy agradables). Es ancho, de una forma casi constante (te llena toda la boca desde el principio).

¿Cómo es posible que un vino que tiene ya 9 años sea capaz de durar tantísimo tiempo en boca? Con unos taninos súper maduros, dónde no se nota el alcohol ni la madera, de lo bien integrados que están. Está maravillosamente bueno, es el momento de disfrutarlo, es un verdadero placer catar un vino así. ESTO ES UN VINAZO!!!!!!


  0 COMENTARIOS











AFUEGOLENTO EMPLEO


AUTOR DESTACADO

   

ALBERTO GÓMEZ LETÓN

"Cocinero, Asesor Gastronómico de Restaurantes, Pesadilla en La Cocina y Top Chef"

3 recetas publicadas

Ver blog del autor









SÍGUENOS
          
SUBSCRÍBETE






Desde 1996, el magazine gastronómico en internet.


© 1996 - 2021. 26 años. Todos los derechos reservados.
SUBSCRÍBETE

Recibe las novedades de A Fuego Lento


SÍGUENOS