¿Qué sabes de la gastronomía china?


14-04-2010    |   


ARTÍCULOS



Platos de la cocina china

La cocina china se nutre de aspectos muy dispares en su elaboración, no sólo de los productos, sino también de la filosofía y la medicina tradicional.

En un menú tradicional chino se combinan productos fríos y calientes, crudos y cocinados, ricos en agua o secos como los cereales... En definitiva, se busca el equilibrio entre el yin y el yang en los alimentos.

Los platos buscan una armonía entre los sabores básicos: el dulce, el ácido, el picante, lo amargo y lo salado. La vista y la presentación de los platos también son muy importantes. Uno de los productos básicos en la cocina china y que no puede faltar nunca es el arroz, ya que es el unificador de sabores entre plato y plato.

China, siendo un país tan extenso, tiene productos muy variados y estilos culinarios diferentes, por eso se hace difícil hablar de una cocina típica o de unos platos "nacionales" o tradicionales, ya que cada zona tiene los suyos propios.

La bebida más consumida en China es el té. Y aunque también se consume la cerveza y el vino de arroz, generalmente en una comida china no se sirve nada para beber, pues con la sopa y las salsas ya se consume líquido.

Como curiosidad, resaltar que apenas existen postres. No son habituales, ya que las frutas se costumbran a incluir en los platos de forma habitual, y más que postres propiamente dichos, hablaríamos de platos dulces.

Los palillos

Al igual que en muchos países asiáticos, los cubiertos no se utilizan en china, sólo los palillos y para tomar la sopa cucharas con el fondo plano y, frecuentemente, de cerámica. De ahí también que los ingredientes se suelan cortar en trozos pequeños, lo que permite cogerlos bien con los palillos.

Hoy en día se elaboran palillos de bambú y de plástico, aunque antiguamente se podían fabricar con materiales nobles como el marfil o la plata, aunque los más utilizados son los de madera.

En una comida tradicional china cada persona tiene su propio bol de arroz y el resto de platos son comunes para todos los comensales, se ponen en el centro de la mesa y así cada uno puede ir sirviéndose de lo que más le apetezca.



Salsa de soja

La salsa de soja -sillao en cantonés y shoyu en japonés- es la fermentación de los granos de soja y trigo en agua con sal. La elaboración tiene lugar en ollas grandes de barro y suele durar alrededor de un año. En algunos casos, se le puede añadir hongos secos.

Es uno de los condimentos más antiguos que se conocen. Su origen se encuentra en China, cuando antiguamente se obtenía a partir del líquido resultante de la fermentación de la carne en salazón. Con la llegada del budismo, se buscaron nuevas formas y productos con los que elaborarla, hasta que se elaborar a fabricar con los brotes de soja.

Hoy es un producto indispensable en la cocina de Oriente. Se utiliza para marinar y freír todo tipo de productos e ingredientes, ya que su sabor combina perfectamente con muchos alimentos.

La soja también se puede fabricar de manera artificial, es más rápido y más barato, aunque el producto final es más salado y con un sabor no tan intenso. En algunos países está prohibido fabricar o importar salsa de soja artificial



¿Qué plato chino cocinas en casa? Comenta en el foro



¿Quieres ver unas recetas para niños? Entra aquí

TAGS    ARROZ VINO CERVEZA Cocina China




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services