Fresas, el oro líquido del verano


03-07-2018    |   


ARTÍCULOS



La fresa está considerada como una de las frutas más refrescantes del verano al liderar el ranking de las frutas con mayor contenido de agua, un 91,3%, incluso por encima de frutas como la sandía, la naranja o el pomelo, lo que hace que su consumo no solo sea refrescante sino también muy hidratante. Esto, unido a su sabor dulce o ácido en función de la variedad, hace que esta fruta sea especialmente indicada para elaborar cualquier bebida.

 

Desde la campaña Fresas de Europa te presentamos diferentes alternativas, sabrosas, naturales y sanas para preparar con fresas este verano. Pero lo mejor de todo es que hay tantas recetas como seas capaz de imaginar.

 

Zumo: es el líquido que se extrae de la fruta (o verdura). La textura incluye parte de la pulpa y su consistencia es prácticamente líquida. No se le añade ningún otro producto líquido, es decir, ni leche ni agua; aunque sí pueden mezclarse con otras frutas y/o verduras. Las fresas maridan muy bien con cualquier otra fruta, pero también con algunas verduras. Atrévete con un zumo de fresas y zanahorias, rico en antioxidantes.

 

Batido: por el contrario, en el batido dominan los sólidos sobre los líquidos. Por esa razón es una bebida más espesa, con mucho más cuerpo. Se elabora, y de ahí su nombre, batiendo leche, yogurt o helado, que es cuando recibe el nombre de milkshake. Se incluye la pulpa de las frutas, lo que también ayuda a que la bebida sea más espesa y cremosa. Te proponemos un batido a base de fresas, plátano y leche, una opción dulce y sabrosa para tomar en cualquier momento del día.

 

Smoothie: la diferencia con el batido es que tiene que incluir un elemento congelado, ya sea helado, yogur o simplemente hielo. Como en el batido, los ingredientes se tienen que mezclar muy bien para que quede una bebida densa y homogénea, algo más espesa que el batido. Prueba a hacer un smoothie mezclando fresas, 1 mango, 1 naranja, 1 yogurt natural y 4 cubitos de hielo.

 

Infusión de fresas: de las fresas se aprovecha todo, las hojas (científicamente denominadas sépalos) también. Hierve agua y añade varias hojas de fresa. Tapa la infusión para que el agua tome todo el sabor y consúmela caliente.

Agua de fresas: si eres de los que te gustan el agua con sabores, experimenta esta receta de agua de fresas, ideal, además, para desintoxicar tu organismo. Para prepararla necesitarás 1 litro de agua, el zumo de medio limón, 6 fresas y 3 hojas de menta.


Gazpacho de fresas: si estás cansado del clásico gazpacho y eres un ‘devorafresas’, atrévete con esta sabrosa receta.

Ingredientes:

500 gr de tomates maduros

500 gr de fresas

½ pepino

½ pimiento verde

½ diente de ajo (opcional)

50 gr de pan duro

50 ml de aceite de oliva virgen extra

20 ml de vinagre de manzana

Sal

Agua al gusto

 

Preparación:

Pela los tomates, el ajo y el pepino y trocéalos en pequeñas porciones. En un bol, humedece el pan con un poco de agua, el vinagre y la sal. Mezcla el resto de los ingredientes en la batidora y cuando estén bien triturados añade los ingredientes que habías reservado junto al aceite. Para que no queden restos de semillas, utiliza un colador o un chino. Estará más rico cuanto más frío se sirva. 

TAGS    FRESAS fresas de Europa gazpacho de fresas smoothie de fresas batido de fresas




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)








Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services