Alternativas dulces para las personas diabéticas


15-04-2013    |   


ARTÍCULOS



La diabetes es una de las enfermedades más comunes que podemos encontrar en España y afecta a un gran porcentaje de la población, sin hacer distinción entre personas de edad avanzada, adolescentes y niños. La tercera edad es el sector más castigado por esta enfermedad que se produce por la falta de insulina, una hormona que produce el páncreas para controlar los niveles de azúcar y que impide que puedan comer cosas dulces.

En este punto es donde entra el mito. No es cierto que las personas diabéticas no puedan comer dulces y postres. Pueden y de vez en cuando, si el cuerpo se lo pide no hay nada de malo en que lo hagan, siempre que tengan en cuenta que el azúcar debe desaparecer y ser sustituido por edulcorante, sacarina, miel, fructosa y hasta azúcar moreno, aunque esta opción es menos recomendable. No quiere decir que utilizando estos sustitutivos la persona diábetica pueda comer todos los días alimentos dulces, pues por mucho que rebajemos el azúcar tenemos que tener en cuenta otros elementos como las grasas y las calorías, siempre presentes.

Es obvio que los postres y los alimentos dulces no son los más adecuados para una correcta alimentación, pero hablamos de días puntuales y celebraciones en las que las personas enfermas de diabetes no pueden comer lo mismo que el resto por miedo a las consecuencias.

El consumo de fruta también se alza como otro mito en lo que respecta a la alimentación de los diabéticos. Es cierto que algunas frutas tienen mucho azúcar, pero ese hecho no es motivo para dejar de comerlas. Algunos expertos hablan de que las frutas mejor indicadas para las personas diabéticas son el mango, la sandía y las fresas, en una proporción de 15 gramos. Si se consume esa cantidad no debería existir ninguna alteración en los niveles de azúcar.

Dicho esto, podemos decir que casi todos los postres habidos y por haber pueden ser preparados para que las personas diabéticas puedan comerlos. El arroz con leche por ejemplo, puede ser preparado haciendo uso de edulcorante líquido y las natillas con un poco de sacarina.

Recordad que es mucho mejor hacer uso de la fruta que de postres que puedan tener alto contenido calórico aunque se prescinda del azúcar. La fruta siempre va a proporcionar una buena base de vitaminas y minerales y al ser dulce puede ser socorrida para paliar un ataque goloso. Si a simple vista puede parecer aburrida, debéis saber que existen multitud de platos dulces que pueden prepararse con fruta como mousses, smoothies, zumos y tartas individuales de las que más adelante os ofreceré alguna que otra receta.

TAGS    ARROZ




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services