Ibériko, el tomate auténtico


   |    Por Ana Baschwitz


RECETAS


COMENSALES
0
SE PREPARA EN
min
DIFICULTAD
Super fácil
PRECIO
Medio

TAGS   









Los padres de Ibériko

Ibériko nace como fruto del esfuerzo de una pequeña empresa de origen familiar, que trabaja la tierra con métodos tradicionales y, sobretodo, con mucho amor y cariño. Su trabajo da como fruto unos tomates de excelente calidad que son el emblema de tres generaciones de agricultores que, día tras día, transmiten esa pasión por la agricultura.

Su entorno

En un enclave privilegiado, en pleno corazón del Parque Natural Cabo de Gata, nace el tomate Ibériko. Este entorno reúne una serie de características que lo convierten en el lugar idóneo para el cultivo de los ibérikos. Los contrastes de temperatura de la zona dotan a las delicias ibérikas de un aporte mayor de grados brix los cuales le dan al fruto el sabor dulce que tanto los caracteriza. La alta mineralización del agua de riego otorga a los tomates de mayor firmeza y vigorosidad además de un color rojo intenso que los convierten en un producto único. La flora y fauna que rodea estas instalaciones crea un ecosistema perfecto donde la unión entre insectos y plantas da lugar al nacimiento de los Ibérikos, cultivados con cariño de forma natural y artesanal.

El cultivo del Ibériko

El tomate Ibériko se cultiva de forma natural, pensando siempre en el medio ambiente. Tanto el fruto como la planta son tratados con mimo durante todo el proceso y son recolectados uno a uno de forma manual para que todos los tomates mantengan íntegras sus propiedades y su calidad no se vea afectada. En Ibériko se piensa siempre en los consumidores por eso sus tomates Ibérikos son tan sabrosos y se encuentran siempre en el momento idóneo para su consumo con la máxima frescura.

Cómo se distingue

Ibériko, considerado como el mejor tomate de España en el año 2012, es fácil de distinguir gracias a su sabor dulce y su color rojizo característico que lo convierten en un producto único.

Los tomates ibérikos son fruto de una minuciosa selección de semillas que lo dotan de un sabor y textura inconfundibles.

Su olor a tomate de huerta tradicional, se puede percibir mucho antes incluso de cortarlo lo que lo diferencia del resto de tomates del mercado.




Ingredientes

Cómo se consume

Las delicias ibérikas destacan por su gran dulzor capaz de enamorar a todo tipo de paladares. Se pueden comer de mil maneras diferentes ya que sus posibilidades son infinitas. Al tratarse de una materia prima con unas características tan excepcionales, no es necesario enmascararlas.

Se recomienda tomarlas con productos de la tierra como son un buen aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal de las salinas almerienses, la mezcla de ingredientes resulta una verdadera explosión para los sentidos.




Elaboración

Cómo se conserva

Al tomate Ibériko hay que cuidarlo, es por eso que, para su perfecta conservación, lo ideal, es mantenerlo refrigerado a una temperatura de entre 8º y 10º para no dañar sus propiedades y que se encuentre en todo momento en un estado óptimo.

Para que su sabor sea el idóneo, conviene sacar los ibérikos de la nevera y atemperarlos antes de su consumo.

Más información en: www.tomateiberiko.es




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)








Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services