Caldereta de cordero


   |    Por Koldo Royo


RECETAS


COMENSALES
4
SE PREPARA EN
min
DIFICULTAD
Medio
PRECIO
Medio

TAGS    CORDERO estofado GUISOS CARNES CALDERETA









Nos apetecía mucho un plato de cuchara, clásico, humeante y sabroso, pero sin legumbres. Koldo nos sugieren una tradicional y suculenta caldereta de cordero para cuya salsa utilizaremos (si nos gusta así) sesitos e hígado del propio cordero.



Ingredientes

  • 1 k de carne de cordero deshuesada y en dados (puede ser paletilla, cuello, etc)
  • 125 g de sesitos (opcional)
  • 125 g de hígado de cordero (opcional)
  • 2 pimientos secos
  • 2 dl de vino blanco
  • 1 tostadita de pan
  • 3 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • 2 clavos
  • Harina
  • 4 patatas pequeñas, limpias, peladas, cortadas a cuartos, y sazonadas
  • 2 zanahorias
  • Caldo de verduras o de carne (si no tenemos caldo, desleír 1 cubito de caldo concentrado en agua caliente)
  • Hierbas aromáticas (la que uno prefiera, o una combinación: tomillo, romero, etc)
  • Aceite de oliva
  • Sal


Elaboración

  1. Calentamos unas cucharadas de caldo, sacamos del fuego y dejamos remojando en esas cucharadas de caldo los pimientos secos.
  2. Cuando se hayan hidratado, rascaremos la pulpa y la reservaremos.
  3. Salpimentamos y enharinamos ligeramente los dados de cordero. Reservamos.
  4. En una cazuela de barro con aceite de oliva freímos las patatas cortadas a cuartos. Cuando estén doradas, las escurrimos y reservamos.
  5. Retiramos el exceso de aceite (lo reservamos para otro uso) de la cazuela de freír las patatas y doramos en ella los ajos picados.
  6. Añadimos el hígado y los sesos, sofreímos y agregamos la pulpa de los pimientos que habíamos dejado en remojo. Agregamos la tostadita de pan.
  7. Cuando esté sofrito, sacamos el conjunto de la cazuela y lo pasamos a un mortero, salpimentamos y machacamos todo hasta formar una pasta. Reservamos.
  8. En la misma cazuela (añadir un poco de aceite si fuese necesario) rehogaremos los dados de cordero enharinados. Cuando la carne empiece a dorarse, la retiramos y reservamos. Si el cordero ha soltado grasa, y resultase excesiva, retiramos parte de la grasa.
  9. En la misma cazuela sofreímos las cebollas peladas y picadas, y las zanahoraias peladas. Sazonamos y, cuando la cebolla esté dorada, añadimos de nuevo el cordero.
  10. Subimos un poco el fuego y agregamos 1 vaso de vino blanco y, si falta líquido para cubrir todo, añadimos un poco de caldo.
  11. Agregamos las hierbas aromáticas. Dejamos que cueza unos 15 minutos.
  12. Sacamos unas cucharadas de la salsa caliente para desleír la majada del mortero, y volcamos la majada desleída en la cazuela, removiendo para que se mezcle todo.
  13. Bajamos el fuego y dejamos estofando hasta que el cordero esté tierno. Si durante la cocción la salsa espesa demasiado, mojar con un poco de caldo (hay que tener en cuenta que las patatas absorberán parte de la salsa).
  14. Una vez cocido, añadimos las patatasdejar reposar y servir caliente (es mejor de un día para otro). 

 

Más recetas con cordero

Más recetas de estofados

Más recetas de carnes

 




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)








Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services