V-Tex, el microondas que enfría


07-08-2014    |   


ARTÍCULOS



El ‘microondas del frío’ es un invento hispano-británico que utiliza un vórtice para enfriar mediante un centrifugador externo. Este invento nace pensando en los pocos previsores, aquellos que llegan a casa una cálida tarde, ansiosos de beber algo fresco y no tienen nada en sus neveras. Ahora lo tienen fácil, con tener algo en la despensa, podrás disfrutar de una fresquita bebida en cuestión de segundos.

Para estos poco previsores han creado V-Tex. Este invento contiene tecnología desarrollada a medias por la empresa española Dymtec y la británica Enviro Cool, y permite realizar el proceso inverso de un microondas tradicional, enfriar en cuestión de minutos una lata de cerveza o de cualquier otro tipo refresco, incluso botellas sin llegar a congelar el contenido. 

El proyecto ha sido financiado por la Unión Europea. Y, ¿cómo lo hacen? Simplemente se trata de fijarse en un invento que funciona y darle un par de vueltas para lograr que tenga un nuevo uso. En este caso este enfriamiento se lleva a cabo mediante la rotación de la bebida a una determinada velocidad para crear un vórtice ‘Rankine’ que permite mezclar la bebida sin que las burbujas de dióxido de carbono se vean afectadas. Este proceso es la verdadera novedad, ya que ya se había logrado enfriar bebidas de gas mediante el sistema de agitación, pero al abrir las latas, el contenido de éstas salía disparado por la presión generada por las burbujas.

Este novedoso sistema ha sido apoyado y financiado por la UE, ya que permite un ahorro del 80% de energía, debido a que no es necesario refrigerar las bebidas antes de su consumo. Sólo con tenerlas almacenadas, podemos enfriar cualquier bebida en cuestión de minutos.

Los primeros prototipos de este gran invento se instalarán en centros comerciales y en gasolineras, y también estará disponible en versiones más reducidas pensando en el público individual que desee tener una en su casa. Ya no hay escusa para invitar a una cerveza fresquita a nuestros amigos, podemos tenerla lista en unos minutos. Concretamente una lata de 33 centilitros se enfría en poco más de medio minuto, mientras que una botella de medio litro logra enfriarse en dos minutos y medio.

Aún se desconoce el precio del invento, y aunque en un principio, quizás, no sea apta para todos los bolsillos, seguramente llegará a ser un electrodoméstico más, más que necesario para el desempeño del día a día.

TAGS    CERVEZA




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services