Sangre frita con cebolla


05-09-2007    |   


ARTÍCULOS





Este plato es un rito, no una receta. En casa de La Madre la sangre nunca se comprobaba. Su marido, que mantenía las tradiciones de infancia vivida en el campo, traía la carne a casa cuando aún respiraba. El animal era inmolado por Inés con destreza de sacerdotisa, y el oro rojo era recogido para preparar la primera ofrenda culinaria a su familia.

Se corta a trocitos



Aceite a calentar



La sangre a la sartén



Sal



Se va friendo



Se ha quedado frita



Que espere en otra sartén



Colamos el aceite



Se limpia la sartén



Aceite colado





Ingredientes:

œ Kg sangre
6 manojos de cebollas tiernas
60 gr piñones
orégano
aceite de oliva
sal

Elaboración:

Se corta la sangre a trozos pequeños, se sala, se fríe y se saca a otra sartén. Con el aceite que sobra se cuela y se fríe la cebolla tierna. Cuando esté transparente se mezcla con la sangre. Se sofríen unos piñones y se le añaden. Se le pone un puñado de orégano y se mezcla todo muy bien.

Vamos a freir la cebolla



Sal



Vueltas...



...y vueltas...



Hasta que esté transparente



La sangre con la cebolla



Unas vueltecitas



Piñones a la sartén de la sangre



Unas vueltas



Hasta que se doren



La sangre a rodajas



Los piñones al lío



Un puñadito de orégano



Que se mezcle bien



Se vuelve uno sanguinario





www.cocinacasera1.com



¿Te ha gustado esta receta? ¿Te sugiere alguna idea? Coméntalo en el foro

Y a taquitos



Se le corta la cabellera



Y lo que esté muy verde



Una incisión a lo largo



Se le quita la piel



Un corte por la mitad






COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    1
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2016. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services