El nuevo Parador de Lorca, la 94ª Joya de la Red | Hoteles y alojamientos Murcia


07-08-2012    |   


ARTÍCULOS



 

 

 

<< blog anterior |                                                                                     | blogs |                                                                  | siguiente blog >>

 

 

Su Majestad la Reina Doña Sofía ha inaugurado el nuevo Parador que lleva el nombre de Castillo de Lorca, en un acto oficial en el que también han participado el ministro de Industria, Comercio y Turismo, José Manuel Soria; el presidente de la Región de Murcia, Ramón Luís Valcárcel; la secretaria de Estado de Turismo, Isabel Borrego; el alcalde de Lorca, Francisco Jódar; y la presidenta de Paradores de Turismo Doña Ángeles Alarcó

 

“X Siglos después abrimos Parador”, así anuncia el folleto publicitario de la Red. En efect,o este lujoso Parador es una joya arquitectónica ‘sacada’ desde las ruinas del Castillo de Lorca, se ubica dentro del mismo recinto; siendo un edificio de nueva planta, está perfectamente integrado en este entorno monumental y natural. Esta obra desarrollada por la empresa Asignia Infraestructuras, ha contribuido a la localización y posterior restauración de importantes restos arqueológicos de las épocas islámica, judía y cristiana, el conjunto del Parador nace ya cargado de historia y pertenecerá a la categoría de los Paradores-Castillos. Los restos fueron encontrados durante los trabajos de edificación, han sido restaurados y conservados siguiendo las directrices, y en colaboración con la dirección general de Cultura del Gobierno local

 

 

 

 

 

Parte de los hallazgos están integrados en el inmueble quedando la otra parte en su entorno inmediato. El más importante de ellos es una sinagoga del siglo XV que queda situada dentro del Parador y que, sin haber sido profanada por ninguna otra religión, puede ser visitada por el público. Sobre sus muros, pero sin apoyarse en ellos, se han recreado en madera los faltantes de muros y cubiertas, colgados de la estructura de acero que la cubre y la protege de las inclemencias del tiempo.

 

Destacan además entre los descubrimientos las casas judías denominadas ‘VI y VII’, un aljibe islámico utilizado como polvorín en el siglo XIX, una muralla almohade del siglo XIII y diferentes restos de construcciones islámico-alífales de los siglos X al XI.

 

(foto m.gaffoglio)

 

 Entrada y Recepción (foto m.gaffoglio)

Estos descubrimientos otorgan un valor añadido al recinto del castillo, de una gran importancia histórica. Además de ser encuentro de las tres culturas religiosas que moraron en Lorca, el lugar fue declarado Bien de Interés Cultural (BIC) en la categoría de monumento el 3 de junio del 1931.

 

La obra, con una inversión total de 32,9 millones de euros, ha dado como resultado un edificio moderno, seguro, accesible y medioambientalmente sostenible. Al montante inicial previsto por el Instituto de Turismo de España se añadieron las cantidades correspondientes al acondicionamiento exterior y la reparación de los daños producidos como consecuencia de los terremotos del pasado.

 

La terraza del Parador

En este sentido se han arreglado los elementos dañados por los seísmos llevándose a cabo actuaciones de refuerzos en fachadas y cubiertas, aislamientos, trabajos de albañilería, carpintería, etc. Destacan en este apartado los revestimientos de mármol de los baños, ahora con anclajes ocultos que evitarían sus desprendimientos en un caso de terremoto. Otra de las actuaciones de este último año es haber convertido la fachada del edificio en antisísmica. Para ello se han integrado en ella diversas bandas horizontales de acero ‘corten’ que, ancladas a la estructuras del edificio, evitan que éste se vuelque al exterior en caso de seísmo. El material es además medioambientalmente respetuoso ya que, debido a su composición química mantiene sus propiedades con un nivel de óxido estable que lo protege de la corrosión atmosférica.

 

Cama suite (foto m.gaffoglio)

El del Parador de Lorca ha sido un proyecto muy dilatado en el tiempo (una década) en el que han participado multitud de nombres propios. Comenzó en el 2002 con el arquitecto Carlos Fernández Cuenca, después de otros varios, acabó la impresa Francisco Jurado Jiménez quien ha incluido los elementos arquitectónicos en el espacio y se ha responsabilizado de los arreglos posteriores a los seísmos de 2011. Así, éste Parador resulta ser el primero de la Red con protección contra el seísmo.

 

Habitación suite (foto m.gaffoglio)

 

Salón suite (foto m.gaffoglio)

 

Ducha moderna y baño jacuzzi (foto m.gaffoglio)

Con el objetivo de poner en valor y promocionar los hallazgos integrados en el edificio, Turespaña ha firmado un convenio de colaboración con el Ayuntamiento de Lorca. Mediante la iniciativa ‘Taller del Tiempo’, todas las personas que lo desean podrán disfrutar de visitas guiadas tanto a la sinagoga como el resto de hallazgos arqueológicos situados en el interior del Parador a través de la empresa municipal Lorcatur.

 

Lorca desde la habitación y  protección de barras de acero  (foto m.gaffoglio)

 

 

 Bar Cafeteria (foto m.gaffoglio)

Dirige el Parador, Juan José Asensio, que no se dejó ver por estar muy atareado con sus múltiples tareas, aunque su otro empeño es también dar la bienvenida, que a los huéspedes gusta mucho y aprecian. Actualmente cuenta con 76 habitaciones dobles (9 suites con salón y 2 adaptadas para minusválidos), todas amplias, modernas y confortables. Varios salones multifuncionales, divisibles y panelables, destinados al turismo de congresos y las celebraciones de carácter social; el salón comedor tiene acceso a la gran terraza exterior con vista sobre los restos arqueológicos. Estos espacios completan a la perfección otras estancias de uso lúdico como el restaurante, la cafetería (que destaca por su estupendo techo con aspecto de bóveda), o el salón para clientes, con decoración y mobiliario destinados a propiciar encuentros y tertulias. Hay también zonas para el deporte y el relax: una piscina interior cubierta con vista sobre la ciudad y otra lúdica en zona de spa que consta de tres vasos ovalados con circuitos independiente entre sí: uno con hidromasaje, cascada de agua y estaciones de masajes; otro con agua caliente; y, el último, con agua fría. Completan el lugar distintas cabinas de talasoterapia (caldarium, baño de vapor, cabina de hielo, sauna-clima, ducha sensaciones) y varios puestos de masajes. Situado a continuación de la Sinagoga y la ‘casa VII’ se encuentra el aparcamiento con espacio para 68 vehículos, que sirve de cubierta para los restos arqueológicos de la judería gracias a su estructura volada de pilares y vigas de acero. En fin, el Parador está equipado con todo lo mejor que la tecnología moderna ofrece.

 

Los elementos decorativos, aunque temporáneos, consiguen una línea sobria y elegante tanto para las estancias comunes como para las habitaciones. No obstante, el Parador recoge algunos artículos rústicos que añaden un toque distinguido a los espacios como un repostero de talla, un arcón de novia, varios candelabros de hierro, unas fraileras, etc. Forman parte de la decoración de manera natural los miradores sobre la ciudad, de la terraza, la piscina interior y las habitaciones. Todo el edificio está dotado de cristaleras que permiten gozar de luz natural en prácticamente todos los espacios.

 

Y como aliciente para la estancia, el Parador ofrece en su Restaurante la posibilidad de degustar los mejores productos de la cocina lorquina que tiene como base las legumbres, hortaliza y cereales que se obtienen de los campos de la comarca, acompañados con carnes, con predominio de las de caza y vinos locales.La Región murciana cuenta ahora con dos Paradores, el Castillo de Lorca y el de Puerto Lumbreras, abierto desde el 1946, ahora sólo en función de restaurante y por tener las habitaciones en restauración. Entonces, parte de ese personal está en plantilla al Castillo.

 

Es un personal muy atento y respetuoso, cada uno desempeña su propio cargo con competencia y celeridad, merece ser citado el departamento de recepción dirigido por Ginés Ros Pérez y el equipo de pisos; mientras que el trabajo de las plantillas de cocina y comedor se desarrolla en fase de rodaje. En la foto, el Chef de cocina, Carlos Ginés Navarro y el Maître del comedor, Ginés Navarro Alcázar (con Matteo Gaffoglio), presentan los nuevos menús en formas de tabletos imprimados sobre chapas de aluminio. Una novedad poco práctica porque no se pueden hacer correcciones de platos, como esa frase al final que informa: Se cobrará un suplemento del 15% en la terraza, no hace gracia en leerlo y pagarlo, ya que ese servicio debe ser igual a el del comedor, excepto el servicio en las habitaciones.

 

(foto m.gaffoglio)

 

El huésped puede contar con una treintena de platos: de la cocina regional murciana y de la clásica, hay también los de la cocina sefardí; sin olvidar los platos especiales, imprescindibles en todos los Paradores, para celíacos. Pero el chef Carlos elaborará más platos con variaciones quincenales. Más de treinta, pero serán más, son los vinos inclusive cavas y champagne, sin faltar los locales que merecen ser degustados como. Jumilla, Yecla, y Bullas. Y por cierto, la gran variedad de los de otras regiones, siempre presentes en todas las cartas: los D.O. de Alicante, Navarra, Penedés, Rías Baixas, Ribera del Duero, Ruedas, Rioja, Somontano.

 

Un personal de gran altura profesional se merecería un atuendo mejor, sobretodo en verano, de tejido más claro, ligero y más elegante, la camisa debe ser blanca, porque se debe notar la pulcritud, mientras ese atuendo negro (o verde oscuro, que es lo mismo) es simplemente horroroso, además se nota que es un tejido que se destiñe y pincha haciendo sudar mucho porque no es de fibra natural como el buen algodón español (estos atuendos han sido confeccionados en Portugal). Las camareras de las habitaciones lo saben muy bien, pero están calladitas. ¿Para qué sirve ese delantal negro para los camareros del comedor? (una vez lo llevaban los commis pero blanco, el negro es para los sommeliers). Es evidente que los que idearon, y peor los que aceptaron, vestir al personal con esa uniforme no son personas competentes, como tampoco han trabajado en ese menester.

 

Lorca de noche desde la habitación  y ruinas iluminadas (foto m.gaffoglio)

Como ya está comprobado, donde hay un Parador también se genera riqueza y empleo indirecto. La fuerza y el prestigio de su marca atrae a un importante número de turistas que visitan los focos más atractivos de la zona, comen en sus restaurantes y compran recuerdos en sus tiendas. El Parador es el punto ideal de partida para conocer la ciudad de Lorca, patrimonial y turística, que se caracteriza por su variedad, contraste y paisajes pintorescos, entre el Mediterráneo y la montaña. Debido a la altura, ofrece al visitante exquisitas vistas sobre la localidad y la oportunidad de alojarse junto al espacio histórico de incalculable valor. Se accede desde la carretera A-7 (la antigua N-340) que une Lorca con Murcia; A-30 con comunicación con Vera, Mojácar o Almería; y A-91 que enlaza Lorca con Granada.

 

Puedes seguirnos en

facebook

twitter

 

 

<< matteo gaffoglio anterior |                                | blog matteo gaffoglio |                                 | siguiente matteo gaffoglio >>

 

 

todo recetas

todo noticias

todo blogs

todo empleo

TAGS    CHAMPAGNE Rioja TINTO DE VERANO




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





Matteo Gaffoglio

Comunicador y experto en gastronomía




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services