Bodegas Ostatu apuesta por la viticultura ecológica


22-04-2015    |   


ARTÍCULOS



Comprometidos con una filosofía de máximo respeto al fruto de las vides y al suelo en el que se asientan sus viñedos con el fin de que sus vinos muestren la máxima expresión del terruño, Bodegas Ostatu, incluida en el proyecto enoturístico Ruta del Vino de Rioja Alavesa, sienta las bases de la viticultura ecológica. Así, y en colaboración con pequeños viticultores de la localidad de Samaniego, han introducido mejoras en sus técnicas de cultivo que incluyen, por ejemplo, la creación de un GIS (Sistema de Información Geográfica) parcelario. Se trata de una herramienta que clasifica y controla las distintas parcelas y recaba información útil para el cultivo. Se considera ecológico aquel cultivo basado en la utilización óptima de los recursos naturales que se gestiona de manera autónoma y que provee de alimentos a la vez que conserva las características de la tierra. Es decir, aquel que protege el medio ambiente de la zona en la que se ubica a través de su autogestión. Sobre esta premisa se erige la filosofía de Bodegas Ostatu, que practica una forma de entender la viticultura que busca la máxima expresión del terruño en sus vinos. Ubicada en el municipio alavés de Samaniego y adherida a la Ruta del Vino de Rioja Alavesa, la bodega cuenta con 34 hectáreas de viñedo propio en las que prima la sostenibilidad y la búsqueda de vinos de calidad singular. El trabajo en viñedo de Ostatu ha estado siempre orientado al respeto por el fruto y por el suelo en el que se asientan sus viñedos, seña de identidad reconocible en todos sus vinos. Sin embargo, desde hace unos años, esta familia ha decidido apostar por una viticultura sostenible que, paso a paso, se está convirtiendo en ecológica. En este proyecto cuentan, además, con pequeños viticultores de Samaniego con los que colaboran desde hace varias generaciones, cuando su padre, Doroteo Sáenz de Samaniego, regentaba el negocio familiar. De esta forma, se han realizado mejoras en sus técnicas de cultivo que afectan a la totalidad de viñedos de los que se elaboran sus vinos. Entre ellas cabe destacar la creación de un GIS parcelario (Sistema de Información Geográfica), una herramienta muy útil para el control de las diferentes parcelas. Con ella se pretende poner a disposición de la bodega, y de los viticultores con los que colaboran, un sistema de clasificación de parcelas localizadas geográficamente y dotarla de diferente información útil para el cultivo. Por ejemplo, en 2014 se realizaron vuelos para medir el vigor y la variabilidad de los viñedos que se han incluido en el GIS. Asimismo, las parcelas pueden clasificarse de acuerdo a su edad y variedad, entre otras. Para este proyecto, así como para la asesoría técnica en este camino hacia la viticultura ecológica, la bodega riojanoalavesa cuenta con la empresa Enonatura. En el marco de esta colaboración, el prestigioso consultor de viticultura australiano, Richard Smart, inmerso en un estudio sobre la afectación de las enfermedades de la madera, ha visitado la bodega de Samaniego, de la que ha destacado la belleza y valor de los viñedos y la edad de las cepas.

TAGS    VINO Rioja




COMPARTE   


Valoraciones y comentarios

Haz tu valoración:


  •    0
  •    0
  • 0 comentario(s)





A fuego lento

Desde 1996, el magazine gastronómico en internet




Recibe las novedades y recetas
de nuestros cocineros
en tu email


SUSCRIBIRME







www.afuegolento.com ©1996-2017. Todos los derechos reservados. Textos legales Desarrollado por Sitelicon Ecommerce Services